La falta de deseo sexual es un tipo de disfunción sexual también conocida como frigidez, falta de libido, anafrodisia, deseo sexual inhibido o hipoactivo.  Ocurre tanto en hombres como en mujeres y se caracteriza por la falta de interés para sostener relaciones sexuales.

Existen diversos niveles de falta de deseo sexual. Puede ser que la persona nunca haya sentido interés por mantener una relación sexual; pero también puede suceder que no se quiera tener sexo con alguien en específico.

En ambos sexos, esta disfunción hace que se evite el contacto íntimo, que no se logre la excitación, que no se pueda responder a la iniciativa sexual de la pareja, e incluso, que no se alcance el orgasmo.

Por-qué-me-duele-el-pene-después-de-tener-sexo-a-tu-saludLea también: ¿Qué logra bajar el deseo sexual de una mujer?

En algunos casos, cuando uno de los miembros de la pareja tiene un deseo sexual hiperactivo,  el otro puede parecer tener baja libido. Por ello es importante consultar con un especialista cuando la frecuencia y la necesidad de mantener relaciones sexuales sea distinta entre ambos miembros de una pareja. Es importante saber si se está dentro de los “límites normales” o se ha perdido el interés sexual.

Causas del bajo deseo sexual
  • Problemas de comunicación en la pareja
  • Falta de afecto no sexual entre los miembros de la pareja
  • Peleas o riñas entre los compañeros
  • Poco tiempo a solas para la pareja
  • Educación sexual restrictiva
  • Información incorrecta con respecto al sexocuando-el_hombre no quiere-sexo-a-tu-salud
  • Traumas sexuales
  • Fatiga
  • Depresión
  • Estrés
  • Preocupaciones
  • Insomnio
  • Sufrir otras disfunciones sexuales tales como dolor relacionado con el acto sexual o problemas de eyaculacion
  • Poca o nula intimidad emocional en la pareja

También puedes consultar: Cinco formas de incrementar el deseo sexual en las mujeres

Sea cual sea la causa, quienes la sobrellevan viven un escenario cargado de angustia e incomodidad, además de sentir una gran culpa.

En muchos casos, quien padece deseo sexual hipoactivo, accede a mantener relaciones sexuales para complacer a la pareja y no porque realmente lo desee, induciendo esto, más malestar en la persona y agravamiento del problema.

 

Fuente: Tuguíasexual