Hoy te contamos los cuidados que debemos tener en la playa, tanto con los bebés como con los adultos mayores, de la mano de la dermatóloga Marta Sánchez:

Con tu bebé a la playa

No es saludable que los bebés menores de 6 meses se expongan al sol. Incluso si se les aplica protectores solares de alto grado, porque en esas pieles tan recientes y finas, estos productos pueden llegar a ocasionar alergias. Lo recomendable es evitar la exposición del niño directa al sol.

Cuando a los bebés se les ponen colorados los cachetes significa que se están quemando, por lo que hay que tener sumo cuidado.

Después de los 6 meses, sí pueden agarrar un poco más de sol con protectores solares exclusivos para bebés.

Adultos mayores en el mar

Los cuidados en estas personas dependen  de si tienen alguna patología o no, es decir, si toman algún medicamento por el cual no puedan exponerse al sol, si caminan o no, etc.

Por otro lado, si son personas mayores que tienen problemas de incontinencia, o si no pueden ir al baño, hay que estar pendientes con el cambio regular de los pañales.

Al momento de bañarlos, hay que hacerlo con agua tibia y con poco jabón ya que la piel se suele resecar mucho

Con un protector de 30 en adelante es suficiente, lo más importante es la re-aplicación.

También hay que vigilar que no se deshidraten. Cuidando que beban líquidos durante todo el día.

En ambos casos, se debe evitar el sol entre las 11 de la mañana y las 2 de la tarde, que es el sol más fuerte del día.

Fuente: Dermatóloga del Centro Médico Docente La Trinidad, Marta Sánchez.  Número de consultorio: 0212-9458335

También puedes consultar: