¿Piel grasa? Aprende a tratarla con estos sencillos consejos

¿Piel grasa? Aprende a tratarla con estos sencillos consejos

Por DA - Equipo de redacción A tu Salud

Cuidar la piel a veces no una tarea sencilla. La piel o dermis, actúa como barrera protectora frente al sol y otros factores climáticos que puede dañarla. Es por eso que es necesario que esté bien cuidada e hidratada para que pueda cumplir su función de la manera correcta sin que se vea deteriora o dañada.

Existen varios tipos de piel, pero son cuatro los que más reconocemos: normal, sensible, mixta, grasa. Cada tipo de piel requiere de un cuidado especial para mantenerla saludable y con el aspecto sano que todas anhelamos.

Hoy compartiremos los mejores consejos para tratar la piel grasa. Descubre cómo hacer para evitar la aparición de imperfecciones y como minimizar el brillo con una serie de sencillos pasos.

Lea también: Este es el secreto de las asiáticas para tener un cutis perfecto

Características de la piel grasa

¿Conoces realmente cuál es tu tipo de piel? Aquí te indicamos 4 características típicas de la tendencia grasa.

  • Tus poros están dilatados y son bastante visibles.
  • Propensión a sufrir imperfecciones como puntos negros, granitos y/o espinillas.
  • Exceso de brillos.
  • Manchas de pigmentación

A pesar de eso, no todo es negativo. ¿Sabías que este tipo de piel suele envejecer más lento y que también es más resistente a las agresiones ambientales?

Cómo cuidar la piel grasa

Lo primero que tienes que hacer es limpiar tu piel tanto por la mañana cuando te despiertes, como por la noche antes de dormir.

Después, hidrata tu piel de día y de noche para evitar descamaciones y zonas parcheadas (muy comunes en las pieles grasas) cremas hidratantes específicas para pieles mixtas y grasas. Su textura debe ser agua-gel para lograr mantener tu rostro fresco e hidratado hasta 72 horas sin sensación grasa, pegajosa o pesada.

Para terminar, limpia y purifica en profundidad tu piel 2 o 3 veces a la semana con una mascarilla específica para ayudar a reducir el exceso de grasa. Las mascarillas con base de arcilla son perfectas para pieles con brillos e imperfecciones.

Para sacarle el máximo provecho solo tienes que aplicar una fina capa por toda tu cara (evita la zona del contorno de ojos y labios). Después, deja que el producto actúe durante 10 o 15 minutos. Para terminar, elimina la mascarilla con abundante agua tibia.

Lea también: Limpia y exfolia tu cutis con naranja y bicarbonato

¡Ya está conoces el ritual específico para cuidar tu piel grasa! Sigue estos consejos para lucir una piel bonita y sin imperfecciones en ¡un abrir y cerrar de ojos!

Con información de www.loreal-paris.es

 

Comentarios