En la actualidad uno de los mayores objetivos y propósitos tanto de las mujeres como de los hombres es conseguir el peso ideal. Por los que muchos buscan la farmacoterapia como una aliada para tal fin. Sin embargo, en el mercado existen una gran cantidad de suplementos como la L-carnitina, que a la fecha aún mantiene una controversia en cuanto a sus efectos favorecen o no a la pérdida de peso.

Se conoce que La L-carnitina se ha usado para la prevención de ciertas enfermedades como: cardiovasculares, renales en etapa terminal, hipertensión relacionada con la diálisis, tratamiento para el trastorno depresivo persistente y el tratamiento de la enfermedad hepática grasa no alcohólica. No obstante, la evidencia sobre los efectos anti-obesidad de la L-carnitina no ha sido efectiva en los últimos años.

L-carnitina

Foto Referencial

El Instituto del Deporte Australiano clasifica los suplementos deportivos según evidencia científica y sobre la base de un análisis de riesgo-beneficio de cada producto, todo realizado por un grupo de científicos expertos en la medicina y la nutrición deportiva.

Lea también: Nutrición deportiva en tiempos de crisis ¿Es posible?

Papel de la L-carnitina en el metabolismo

Este fármaco desempeña ciertas funciones en el metabolismo de la glucosa y teniendo un papel protagónico en el metabolismo de los lípidos, facilitando la transferencia de ácidos grasos de cadena larga a través de la membrana interna mitocondrial y actuando en la beta-oxidación de ácidos grasos. Debido a estos dos efectos de la L-carnitina sobre el metabolismo de la glucosa y los lípidos, puede ayudar a la pérdida de peso aumentando el gasto energético.

L-carnitina

Foto Referencial

Suplementar L-carnitina como un aliado para la pérdida de peso se basa en el hecho de que la ingestión oral regular de esta sustancia conduce al aumento de su concentración intracelular. Esto a su vez activa la oxidación de la grasa y ayuda a reducir las reservas de grasa del cuerpo.

La L-carnitina es uno de los pocos “medicamentos” que al ser consumidos no presentan efectos secundarios como: problemas gastrointestinales, aumento de la presión arterial y la frecuencia del pulso y el aumento del riesgo de trastorno psicológico.

Recientes estudios

En 2016 se conoció sobre una revisión sistemática y meta-análisis en la que se concluyó que la suplementación con L-carnitina resulta en la pérdida de peso en adultos.

L-carnitina

Foto Referencial

Los resultados del estudio revelaron que los sujetos que recibieron L-carnitina perdieron significativamente más peso y mostraron una disminución del índice de masa corporal en comparación con los grupos de control, aunque se reveló que la magnitud de la pérdida de peso resultante de la suplementación con L-carnitina disminuyó significativamente con el tiempo.

Mayor efecto en condiciones crónicas

Sin embargo, no todo lo que brilla es oro. En el mismo estudio se conoció que la influencia positiva de la L-carnitina en la pérdida de peso es por medio de condiciones crónicas como: la diabetes y la obesidad.

Aunque el análisis aseguró que la dosificación de L-carnitina tuvo un impacto positivo, pero no significativo, en el cambio de peso, el poder de análisis insuficiente impidió tener alguna recomendación con respecto a la mejor dosis de L-carnitina.

L-carnitina

Foto Referencial

Para concluir, se podría decir que la L-carnitina es un fármaco eficaz para la pérdida de peso en adultos, aunque no es un medicamente apto para todo tipo de poblaciones. Sin embargo, el camino es largo y quedan muchas otras investigaciones por realizar y determinar de una vez por todas cual es el verdadero impacto de este suplemento.

Lea también: Aprende a llevar una nutrición deportiva

Con información de: www.vitonica.com