Un estudio realizado por expertos del Australian Research Centre for Population Oral Health de la Universidad de Adelaida en Australia, determinaron que la lactancia materna prolongada no representa un factor de riesgo de carie dental en los niños.

Los especialistas explicaron que hasta la fecha, se habían realizado pocos estudios donde se evaluaba la relación entre el tiempo de lactancia materna y el riesgo de carie en la dentición primaria, indistintamente del consumo de azúcar.

Caries y lactancia

Foto referencial

Lea también: Leche materna un aliado en la lucha del cáncer

El estudio

Para obtener los resultados, los investigadores realizaron un seguimiento a 1.303 niños nacidos en el sur de Brasil. La búsqueda sobre las pautas y duración de la lactancia materna se recopilaron desde el nacimiento de los bebés, a los 3, 12 y 24 meses de edad. Asimismo, los datos sobre el consumo de azúcar se recabaron a partir de los 24, 48 y 60 meses de edad.

Caries y lactancia

Foto referencial

Los resultados

Tras analizar todos los datos, se comprobó que a los 60 meses la prevalencia de caries dentales severas fue del 23.9 %, teniendo hasta 2/4 veces mayor riesgo de sufrir caries los pequeños amamantados durante más de 24 meses, que los que fueron lactados solamente durante los primeros 12 meses de vida.

Los expertos comentan que el periodo de lactancia comprendido entre los 13 meses y los 23 meses no tuvo ningún efecto en el incremento del riesgo de sufrir caries dental, lo que avala la recomendación de la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre el periodo de lactancia.

Caries y lactancia

Foto referencial

Ante estos resultados, los investigadores advierten que amamantar a los bebés más allá de los 24 meses recomendados por la OMS, aumenta el riesgo de que los pequeños sufran caries. También comentan que la lactancia materna es muy beneficiosa, pero igualmente es necesario que se introduzcan los hábitos de higiene bucal lo antes posible.

Conclusión

El estudio pueda tener defectos de procedimientos, por lo que no se puede decir que la lactancia materna prolongada es un factor de riesgo para sufrir carie, independientemente del consumo de azúcar que realicen los niños, ya que quizá es el consumo de azúcar lo que eleva el riesgo de caries sin que tenga nada que ver la lactancia materna prolongada.

Caries y lactancia

Foto referencial

En definitiva, será interesante esperar a que se desarrollen nuevos estudios que ratifiquen los resultados obtenidos en esta investigación. Asimismo, atribuyendo el factor de riesgo de sufrir caries a la alimentación complementaria y a la deficiencia en la introducción de las pautas higiénicas bucales.

Lea también: Consejos para evitar las caries en los niños

Con información de pequelia.republica.com