La glutamina es un aminoácido que además de aumentar el desarrollo corporal ayuda a metabolizar la grasa corporal y de las proteínas. Por lo que mejora la salud de las células gracias a que impide la destrucción del músculo para conseguir energía.

Cuando sometemos al cuerpo a un entrenamiento intenso, los niveles de l-glutamina se van agotando, lo que hace que nuestro rendimiento de debilite y disminuya la fuerza, la resistencia e incluso la recuperación.

Tratar de recuperar los niveles de glutamina perdidos durante el ejercicio podría tardar hasta una semana. Sin embargo, si ingerimos un suplemento de L-glutamina después de una jornada deportiva, los músculos se podrían recuperar más rápido facilitando el metabolismo de las proteínas.

L-glutamina

Foto Referencial

Lea también: Aprende a balancear tu metabolismo

Dosis de ideal para los deportistas

Expertos en nutrición deportiva recomiendan a los deportistas tomar entre 10 a 15 gramos al día del aminoácido. No obstante, aseguran que se debe tener cuidad debido a que muchos suplementos de proteína contienen Glutamina y no es prudente consumirlo en exceso.

Es importante tomar en cuenta antes de comprar cualquier suplemento revisar la etiqueta para saber cuánto se debe tomar. Aunque hasta el momento no se conocer efectos negativos por sobredosis, lo fundamental es siempre consumir la cantidad que necesitamos.

L-glutamina

Foto Referencial

Es ideal tomar L-glutamina en polvo por la mañana, después de un entrenamiento, y por la noche antes de dormir.

Propiedades de la Glutamina para la salud

Pero la glutamina no solo es un excelente suplemento para los deportistas y culturistas. También es esencial para el buen mantenimiento de la función intestinal y de la respuesta inmune.

Este aminoácido presenta muchos beneficios. Es el componente más importante de la proteína muscular. No solo  ayuda a reparar y construir el músculo, sino que además:

  • Es un transporte para que el carbono y el nitrógeno lleguen a las células.
  • Ayuda a restaurar el glucógeno que consumimos en el ejercicio, impidiendo que se destruya músculo. (proceso llamado catabólico).
  • La glutamina ayuda a mantener el volumen celular y la hidratación de las células.
  • Acelera la curación de las heridas y de las quemaduras de la piel. Puede, incluso, curar úlceras. Los médicos la utilizan después de una cirugía.

Foto referencial

  • Su consumo aumenta la producción de la hormona del crecimiento (HGH). Esta hormona no solo es necesaria cuando estamos desarrollando nuestro cuerpo, lo es a lo largo de nuestra vida para ralentizar el envejecimiento.
  • La glutamina estimula el sistema inmunológico. Contribuye a su correcto funcionamiento. Las personas con enfermedades relacionadas con el sistema inmunológico (como el cáncer o el SIDA) son incapaces de fabricar su propio suministro de glutamina, por lo que es fundamental que lo tomen en suplemento.
  • Es fundamental para el buen mantenimiento de nuestros intestinos.
  • Es indispensable su consumo después del ejercicio, ya que el cuerpo utiliza la glutamina para sintetizar proteínas y aumentar la masa muscular.

La glutamina en los alimentos

También es preciso saber que la l-glutamina se encuentra presente en muchos de los alimentos que consumimos a diario, como: la carne de res, de cerdo y de pollo, la leche, el yogur, el requesón, la soja, las judías y los huevos. Asimismo, los frutos secos que contienen una alta concentración de glutamina, así como también ciertos vegetales como el perejil y la espinaca.

L-glutamina

Foto Refertencial

Lea también: Nuevos estudios confirma que la L-carnitina es efectiva para la pérdida de peso

Con información de: www.adelgazarysalud.com