Domingo 28 Mayo 2017
Tags Posts tagged with "Joseph A. González Sapiani"

Joseph A. González Sapiani

0 532

Por: Diana Aponte

Para nadie es un secreto, en especial para el venezolano, la crisis alimenticia y sanitaria en la que vivimos. Conseguir medicamentos básicos para tratar patologías o enfermedades crónicas cada vez es más cuesta arriba, debido a los pocos fármacos que llegan a los centros de salud o farmacias del país.

Ante tal situación precaria, los pacientes se han visto en la obligación de consumir medicamentos vencidos o caducados para así poder cumplir con el tratamiento médico prescrito y salvaguardar lo más importante que tenemos, la salud.

Lea también:  La mayoría de los niños deja de mojar la cama sin atención médica

El equipo de A Tu Salud, conversó con el médico internista Joseph González Sapiani, quién nos explicó si realmente los medicamentos tienen fecha de vencimiento al afirmar que “la fecha de caducidad de un medicamento indica el máximo período de tiempo por el cual el laboratorio ha presentado pruebas de estabilidad química e inocuidad a la autoridad regulatoria”.

En ese sentido, González Sapiani, aseveró que un medicamento puede tener una vida más larga si es almacenado correctamente. “Un medicamento puede expirar antes de la fecha de caducidad si se almacena de forma inadecuada o bien podría durar más allá de la fecha límite como lo han demostrado algunos estudios” precisó.

Algunos estudios lo afirmaron

En 1982, la Organización Mundial de la Salud (OMS), estableció que un medicamento debe tener una fecha de caducidad máximo cinco años, aunque se conoce que algunos pueden conversar sus propiedades durante más tiempo.

Por su parte, la Asociación Médica Americana (AMA) tras varios estudios concluyó que la vida útil de la mayoría de los medicamentos es mayor a su fecha de vencimiento. Asimismo, la Food and Drug Administration (FDA) de Estados Unidos, tras una investigación denominada Shelf Life Extension Program (SLEP), donde se evaluaron más de 300 compuestos de 119 medicamentos de diferentes casas farmacéuticas determinaron que más del 90% de las medicinas mantuvieron las propiedades de su principio activo hasta seis años más que la fecha indicada por el fabricante, incluso, algunos fueron efectivos hasta 10 años después.

Se puede conservar depende del cuidado

El internista adjunto del Servicio de Medicina Interna del Hospital General del este Dr. Domingo Luciani, afirmó que si el medicamento está bien envasado, no se abre, no es un líquido, suspensión o ungüento (nitroglicerina, insulina, gotas oftálmicas y antibióticos en forma líquida), no necesita refrigeración (vacunas, productos biológicos o sanguíneos) y se almacena sin luz y sin humedad no perderá sus propiedades hasta bastante después de la fecha de caducidad. Sin embargo, en tratamientos muy específicos hay que respetar la fecha en la que el fabricante garantiza el 100% de cualidades del principio activo tal es el caso de la nitroglicerina, insulina y algunos antibióticos en forma líquida”.

Lea también: Tan común que ya no identificamos la depresión…

¿Debo aumentar la dosis?

Tal como se comentó previamente, la estabilidad y la actividad del principio activo de un medicamento pueden conservarse en un 100% después de la fecha de caducidad siempre y cuando se trate de formulaciones estables, como por ejemplo las sólidas y éstas deben estar en condiciones ambientales óptimas. Por ende, no es necesario aumentan la dosis. “En esta circunstancia la dosis no debe diferir de las especificadas en el inserto. Por el contrario, en caso de reducción leve a moderada de la estabilidad no está indicada la titulación hacia arriba del fármaco, es decir, en este último escenario el medicamento no es confiable por lo que se desaconseja su empleo” explicó el galeno.

¿Qué ocurre si tomo un medicamento vencido?

Puede que no suceda nada. Sin embargo, cuando el medicamento alcanza su fecha de caducidad “se pueden ver alteradas una serie de propiedades que serán las responsables de posibles efectos adversos en quien las consuma”, aseveró González. “Entre estas podemos tener alteraciones en sus propiedades químicas que se traduce en disminución de la potencia y efecto terapéutico; físicas que modifican su apariencia y disolución; microbiológicas afectándose la esterilidad y favoreciendo el crecimiento bacteriano como es el caso de las soluciones oftálmicas; y toxicológicas con formación de productos de degradación que pueden ser tóxicos y nocivos para el organismo” acotó.

El médico internista comentó que se considera “contrario a la ley comercializar o utilizar medicamentos más allá de su fecha de vencimiento”. Por lo que hace un llamado para conservar los fármacos de la manera correcta para así preservar y prolongar su vida si es necesario “recuerde, sus medicamentos funcionarán siempre y cuando sean manejados correctamente. Tomarlos con seguridad significa almacenarlos apropiadamente y siguiendo las instrucciones específicas del inserto o folleto cuidadosamente” finalizó.

 El Dr. Joseph A. González Sapiani, es Médico Internista, Adjunto I del Servicio de Medicina Interna del Hospital General del Este Dr. Domingo Luciani y se puede contactar a través de su email: joseph.sapiani@gmail.com

Lea también: Descubren nuevos fármacos antienvejecimiento

0 230

Por: Diana Aponte

Al menos una de cada cuatro personas que sufren presión arterial elevada, padecen la llamada Hipertensión de Bata Blanca (HBB). Un fenómeno que se caracteriza por la presencia de cifras tensionales elevadas de forma persistente mantenida (≥ 140/90 mmHg), dentro de sus límites normales durante la atención fuera del ámbito hospitalario.

El médico internista, Joseph González, señala lo importante de saber diferenciar entre la HBB y la normotensión de bata blanca. “En el primer caso se produce una elevación transitoria de la tensión arterial debido a una reacción de alerta ocasionada por la medición realizada por el personal sanitario durante un máximo de 10 a 15 minutos. Y en el segundo caso se registran cifras de tensión arterial normal durante la consulta médica con elevación de las mismas en el domicilio”, explica el internista.

Lea también:  Es posible diagnosticar el autismo a través de una muestra de sangre

Una respuesta psicológica y biológica

Este síndrome, por lo general, se manifiesta debido a una respuesta psicológica y biológica “exagerada del estrés agudo que implica la visita médica”, es decir, “se produce activación de receptores cardíacos por parte de la adrenalina y noradrenalina que aumentan la frecuencia cardíaca, lo cual explica que estas personas, además de hipertensas, se encuentren taquicárdicas durante el examen clínico”, asevera González.

La HBB suele ser más frecuente en mujeres de todas las edades. Incluso puede afectar a los más pequeños en la etapa preescolar. No obstante, la gran cantidad de casos se encuentra en la población “adulta joven, especialmente durante la cuarta década de la vida, disminuyendo su prevalencia a partir de la misma”, según el médico internista.

¿Cómo se puede diagnosticar?

Para el diagnóstico de la HBB se pueden emplear varios métodos, entre los que destacan:

  • Test de respiración profunda de Thalenberg: consiste en la medición de la tensión arterial antes y después de 6 respiraciones profundas durante un minuto (10 segundos para ciclo respiratorio). Si la tensión arterial se encuentra por debajo de 140/90 mmHg la prueba se considera positiva.
  • La Sociedad Europea del Corazón y la Sociedad Europea de Hipertensión recomienda que para el diagnóstico de HBB, medir cifras de tensión arterial ≥ 140/90 mmHg en 3 tomas, en consultas médicas diferentes.
  • Otros métodos útiles para diferenciar la HBB de otros trastornos de tensión arterial se encuentra “el monitoreo ambulatorio de tensión arterial continúo por 24 horas (MAPA) y las mediciones de la tensión arterial en casa. En el MAPA se emplea un dispositivo capaz de medir la tensión arterial repetidamente cada 30 minutos durante las 24 horas del día (incluyendo durante el sueño), paralelamente el paciente debe llevar un cuaderno de notas donde registre las actividades realizadas con el fin de compararlas con las cifras aportadas por el dispositivo”.

Estas mediciones pueden realizarse por el mismo paciente con un equipo digital en su hogar, pero es importante medir la tensión durante 7 días continuos en la mañana y en la tarde.

Lea también: Mayo Clinic entre las 100 mejores empresas para trabajar

¿Se puede tratar?

Por su parte se recomienda la implementación de cambios terapéuticos en el estilo de vida, además de un seguimiento estricto de las cifras de tensión arterial en todos los pacientes con HBB.

Asegura el experto que “se recomienda el empleo de fármacos antihipertensivos en aquellos pacientes en los que se demuestren lesión de órganos diana (corazón, riñón, retina, cerebro) con factores de riesgo cardiovascular (obesidad, dislipidemia, tabaquismo, alcoholismo, sedentarismo, sexo masculino, edad mayor de 50 años). No ha sido recomendado un grupo específico de antihipertensivos en el manejo de la HBB”.

La HBB una patología establecida que es considerada por algunos como “un estado intermedio entre la normotensión y la hipertensión arterial esencial (HTA-E)”. Según estudios el 46,9% de los pacientes con HBB desarrollaron Hipertensión Arterial Elevada (HTA-E), en comparación con el 22,2% de los normotensos que progresaron a HTA-E.

“Se ha encontrado mayor incidencia de eventos cardiovasculares en pacientes con HBB, lo cual se traduce en mayor riesgo de cardiopatía isquémica y accidente vascular cerebral en comparación con los normotensos; por lo tanto esta no es una entidad benigna, sino que sus efectos cardiovasculares se manifiestan a largo plazo” concluye el médico Joseph González.

A pesar de todo lo antes expuesto, hasta el momento no existe consenso en los estudios realizados con relación al riesgo cardiovascular, desarrollo de daños a órganos diana, necesidad de tratamiento farmacológico y pronóstico a largo plazo.

Para contactar con el Médico Internista Joseph A. González Sapiani puede comunicarse al 0424-2574638

MARÍA LAURA GARCÍA

LO MÁS VISTO

jQuery(".widget_aas_widget").css("padding","10px");