Jueves 22 Junio 2017
Tags Posts tagged with "miomas"

miomas

0 233

Por Dra Peggi Piñango

miomas embarazo
Foto referencial

Los miomas o fibromas son tumores benignos de la pared del útero, y es una de las patologías ginecológicas más frecuentes. La mitad de todas las mujeres alrededor de los 50 años tiene miomas. Aunque no se conoce la causa exacta, los factores genéticos y hormonales pueden ser responsables de su origen. Estas tumoraciones pueden estar localizadas en distintas partes del útero y se les llamas según sea el caso subserosos, intramurales, submucosos, pediculados e intracavitarios, como vemos en la imagen.

miomas embarazo
Imagen cortesía

Lea también: Cuidados en el embarazo en tiempos de crisis

Los síntomas varían según el tamaño y la localización

Los síntomas dependen de la localización y tamaño de los miomas: el dolor pélvico generalmente está asociado a los miomas subserosos o intramurales, a diferencia de los miomas submucosos que aunque sean pequeños pueden ocasionar trastornos menstruales caracterizados por el aumento del número de días y la pérdida hemática abundante. También pueden ser asintomáticos frecuentemente.

En algunas pacientes según el grado de pérdida hematica durante la menstruación puede presentarse anemia e incluso ameritar transfusiones en los casos más severos. Además, si los miomas son de gran volumen pueden causar síntomas por la compresión de órganos vecinos como la vejiga y el recto, presentando orina o evacuaciones frecuentes asociado a dolor en algunos casos.

Las opciones de tratamiento dependen de la edad de la paciente, los síntomas y el tamaño del mioma

Los miomas tienden a involucionar durante la menopausia, es decir, que pueden hacerse más pequeños, y dependerá de los síntomas, el crecimiento del mioma, la edad de la paciente y su deseo de fertilidad la decisión de realizar una cirugía para extirparlos (miomectomía) o retirar completamente el útero (histerectomía).

También pueden controlarse los síntomas con tratamiento médico como los dispositivos intrauterinos medicados con progesterona y las pastillas anticonceptivas.

En el caso de los miomas subserosos pequeños y según el operador puede ser suficiente el tratamiento mediante histeroscopia quirúrgica, un procedimiento mediante el cual se introduce una óptica por vía vaginal para visualizar la cavidad uterina y mediante visión directa se puede extirpar un mioma subseroso pequeño.

En algunos centros de realiza la embolización arterial de miomas uterinos realizado por radiólogos intervencionistas, sin embargo son técnicas menos utilizadas en nuestro país.

Lea también: La importancia del bienestar emocional de la madre durante el embarazo

miomas y embarazo
Imagen cortesía
¿Como pueden influir en la fertilidad ?

Si se trata de una paciente en busca de fertilidad, los miomas en algunas ocasiones pueden ser causa de infertilidad pero no es la causa más frecuente. Lo más típico es que estas pacientes se embarazan y cursan con embarazo prácticamente normal. Sin embargo si la paciente se va a someter a un tratamiento de fertilidad avanzada como la fertilización in vitro, lo más recomendable en estos casos es la resolución de los miomas que pueden disminuir la probabilidad de éxito de estas técnicas.

Lea también: La depresión como síntoma ginecológico

¿Qué ocurre si se diagnostican en el embarazo ?

No es poco frecuente que una paciente con diagnóstico de miomatosis, logre un embarazo. Surge la preocupación en cuanto a la evolución de este embarazo. Si el diagnóstico de mioma ocurre durante el embarazo, las posibilidades de presentar alguna complicación dependerá de la ubicación y tamaño del mioma y su relación con la placenta; en el primer trimestre pueden crecer por el efecto hormonal. Si bien algunos riesgos están presentes, las complicaciones se presentan solo en alrededor del 10% de los casos. Entre ellas tenemos: riesgo de aborto, parto pretermino y hemorragia postparto, dolor, síntomas de compresión por crecimiento interino exagerado como disnea y presión en la boca del estomago.

Sin embargo la mayoría de las pacientes con miomas medianos o pequeños durante el embarazo no tienen síntomas.

El control prenatal adecuado te ayudará a disminuir los riesgos asociados a la presencia de miomas durante el embarazo.

Por. Dra. Peggi Piñango

0 445

Equipo de Redacción A Tu salud

embarazo
Foto referencial

Según Juan Ordas, especialista en ginecología y medicina de la reproducción del Hospital Vithas Nuestra Señora de América, una de las inquietudes de la mujer es saber si podrá quedar embarazada si sufre de endometriosis o de miomas, pero es significativo saber que las técnicas de reproducción asistida contribuyen resultados positivos y la fecundación ‘in vitro’ sería una de las técnicas primordiales en caso de endometriosis.

El objetivo es conseguir el mayor beneficio y la máxima calidad y, para ello, es trascendental identificar la técnica que más va a ayudar a la pareja mediante un estudio exhaustivo de diagnóstico y la toma de decisiones precisas.

En los casos de endometriosis, la cirugía antes de someterse a la fecundación ‘in vitro’ solo está recomendada para endometriomas mayores de seis cm de diámetro o en casos de dolor, en el resto de casos se puede envolver a la mujer directamente en el ciclo de la fecundación.

Fertilizacion_t670x470

Los resultados, igualmente, son mejores luego de tres a seis meses de tratamiento con análogos, esto es, con moléculas que inhabilitan la función ovárica induciendo una menopausia artificial reversible.

En relación al enfoque de tratamiento de mujeres con miomas, tras un estudio se debe evidenciar si se tratan de miomas submocosos o intramurales que conmueven a la cavidad endometrial, en cuyo caso habría que ejecutar una miomectomía. De no ser así, habría que tratar otros componentes y probar tratamiento mediante ‘in vitro’.

“Aquellos miomas uterinos que no afectan a la cavidad endometrial no tienen ninguna repercusión en la capacidad de conseguir un embarazo, pero los miomas intracavitarios si que tienen que ser todos operados, no solo porque no permiten el embarazo, sino porque provocan hemorragias en la mujer”, señala el especialista.

También puedes consultar:  Miomas uterinos, más comunes de lo que imaginamos

Fuente: lainformacion

0 362

Equipo de Redacción A Tu Salud

Los miomas se desarrollan en muchas personas de sexo femenino. Deben ser vigilados porque logran inducir dolores, aumentar la hemorragia durante la menstruación y complicar el embarazo o el parto.

8 aclaraciones sobre este mal

Los miomas son tumores benignos frecuentes en las mujeres. No obstante, suelen ser poco conocidos por la población femenina. Te proveemos explicaciones e indicaciones acerca de esta afección para que tomes las precauciones necesarias.

Prevalencia

El mioma uterino es el tumor benigno más frecuente en las mujeres que están en la edad de procrear. Se estima que afecta aproximadamente al 40 por ciento de la población femenina adulta mundial. Toma en cuenta que la incidencia es mayor en las personas cuyo color de piel es oscuro. También aumenta con la edad. Sin embargo, no se puede tener una estadística exacta, debido a que la miomatosis suele ser asintomática en muchos casos, es decir que no provoca ninguna molestia, lo que complica su detección.

Causas

No se conocen los elementos causantes de la miomatosis con exactitud. Aunque, los miomas son acarreados por un conjunto de agentes genéticos, hormonales y ambientales. Esto significa que si una mujer posee antecedentes de este padecimiento en su familia, la posibilidad que esté afectada es mayor. Del mismo modo, las hormonas femeninas (estrógenos) tienen un impacto sobre los fibromas, ya que estimulan su crecimiento.

Evolución

La evolución natural de la mayoría de los miomas uterinos es el aumento de su volumen. El hecho de estar embarazada, tomar contraceptivos orales o continuar una hormonoterapia aumenta la presencia de estrógenos en el organismo y beneficia el crecimiento de los fibromas. Eso igualmente sucede durante la menopausia, ya que la tasa de hormonas femeninas es más alta. Para evitar las dificultades, es preciso realizarse un examen clínico anual con tu ginecólogo y detectar la eventual presencia de miomas para iniciar un tratamiento adaptado a tu situación.

Lee: Miomas uterinos, más comunes de lo que imaginamos

Complicaciones

Si bien la mayoría de los miomas no ponen en riesgo la vida de las personas afectadas, algunas complicaciones pueden surgir como las hemorragias, las cuales acarrean anemia. Del mismo modo, es viable observar una disminución de la fertilidad cuando el tamaño del fibroma es importante y bloquea las trompas de Falopio o impide la anidación del embrión. Por otro lado, las mujeres embarazadas que sufren de miomatosis están más propicias a tener un aborto natural o dar a luz de manera prematura. Finalmente, cuando el mioma es voluminoso, puede comprimir algunos órganos como la vejiga, el recto y la uretra.

Síntomas

En la mayoría de los casos, la miomatosis es asintomática. Se estima que solamente el 30 % de las personas afectadas presenta síntomas entre los cuales hallamos sangrados menstruales abundantes y prolongados, secreciones vaginales, dolores en el vientre o espalda, aumento del deseo de orinar y molestias durante las relaciones sexuales. De esta manera, es posible observar una distorsión o hinchazón en el vientre, infertilidad, abortos naturales, estreñimiento y complicaciones durante el parto (cesárea cuando el fibroma bloquea la vía natural de salida del bebé, por ejemplo).

Factores de riesgo

Es fundamental destacar que todas las mujeres que están en edad de procrear tienen riesgos de desarrollar un mioma uterino. Las posibilidades aumentan en las personas que están con sobrepeso e ingieren más de 2 vasos de alcohol por día (principalmente cuando consumen cerveza). De esta manera, las mujeres que no han tenido hijos presentan mayores posibilidades de sufrir miomatosis.

Prevención

A pesar de que las causas exactas de la miomatosis siguen desconocidas, se observa una menor ocurrencia en las mujeres físicamente activas, ya que poseen menos grasa corporal, la cual beneficia el crecimiento de los miomas porque origina estrógenos. Por lo tanto, debes efectuar actividades deportivas a diario. Generalmente, se exhorta practicar un deporte cotidiano durante 30 minutos como mínimo. Igualmente debes tener una alimentación equilibrada y variada para mantener un peso saludable.

También puedes consultar: Exploran las alternativas de tratamiento de las mujeres con fibromas

Fuente: opinion

MARÍA LAURA GARCÍA

LO MÁS VISTO

jQuery(".widget_aas_widget").css("padding","10px");