Equipo A Tu Salud Web – Con información de la Clínica de Mayo

Diversos estudios han relacionado al chocolate con la presión arterial y le han otorgado el poder de mejorar los niveles de colesterol, lo que se traduce en beneficios para el corazón.

La edición del pasado mes de mayo de la revista Mayo Clinic Health Letter develó parte de estos poderes que no deben ser pasados por alto, a la hora de tener una baja de dulce. La recomendación es comerlo de vez en cuando y en porciones pequeñas, para garantizar sus aportes sin desmejorar la salud al provocar otros inconvenientes.

Los granos de cacao, usados para fabricar productos de chocolate, son una fuente rica en flavonoides – antioxidantes que se encuentran en las plantas que los originan.

Los granos de cacao puro podrían desempeñar un papel protector del corazón. Sin embargo, el trabajo advirtió que el azúcar añadido y los procesos que se usan para restarle el sabor amargo al cacao, pueden eliminar parte de las sustancias antioxidantes beneficiosas.

El chocolate con leche, con su textura cremosa y sabor suave, aporta alrededor de 6% de los flavonoides encontrados en el cacao sin grasa. Por su parte, el chocolate negro colabora más con la salud, al ofrecer 23% de las sustancias antioxidantes.

Por ello, las mejores opciones para el contenido de flavonoides resultan ser el chocolate oscuro sin azúcar y el cacao en polvo, debido a que no ha sido procesado.

El artículo publicado en la revista de la Clínica de Mayo, explicó que los flavonoides no anulan las calorías que brinda el chocolate, por lo que es conveniente revisar las etiquetas nutricionales antes de consumirlos, así como evitar consumir grandes porciones.

Bajo la lupa nutricional

La grasa de este alimento se denomina manteca de cacao y constituye 30% de su contenido nutricional. Los compuestos de esta grasa se caracterizan por no elevar los niveles de colesterol en sangre.

El chocolate es fuente de carbohidratos y en menor proporción de proteínas de origen vegetal. Aporta potasio, fósforo, magnesio y vitamina B, A y E.

La feniletilamina es una sustancia que forma parte de la composición de este alimento. Se encuentra también en el cerebro humano y tiene efectos positivos sobre las emociones, pues el aumento de su producción ha sido asociado a efectos antidepresivos.

Comenta y se parte de nuestra comunidad