1) Batidos

Detrás de un sabroso batido de fresas que compramos en la calle podemos encontrar una cantidad considerable de azúcar y calorías. Muchas veces, éstos tampoco suelen ser hechos de frutas frescas sino en su defecto, de frutas congeladas o concentrados.
Lo recomendable: Ingiere una pequeña porción de fruta fresca, y si desea realizar un batido realice la mezcla con yogur o leche baja en grasa.

2)Barras energéticas
Muchas de las barras energéticas que encontramos en el mercado son bastante dulces, con una gran cantidad de calorías. A ello hay que sumarle que suelen venir en porciones pequeñas, por lo cual dejan insatisfecho a su consumidor.
Lo recomendable: Elegir barras que contengan 200 calorías o menos, por lo menos 5 gramos de fibra y algo de proteína, que ayuda a proporcionar energía cuando el azúcar se desvanece.

3) Granola baja en grasa
La versión baja en grasa de este cereal crujiente con respecto a calorías es sólo un 10% menos y todavía contiene un porcentaje significativo de azúcar. Además, la etiqueta con poca grasa puede conducir fácilmente a comer en exceso. Un estudio realizado en la Universidad de Cornell encontró que la gente comía granola 49% más cuando pensaba que era baja en grasa, lo que insignificante el hecho de que ésta contenga menos calorías.

Lo recomendable: Buscar granolas de bajo contenido en azúcar, cereales de grano entero y endulzar con fruta fresca.

4) Yogur con poca grasa
Con demasiada frecuencia, esta superestrella nutricional – rica en proteínas y calcio – contiene cantidades impactante de azúcar añadido. Algunas marcas añaden 30 o más gramos de fructosa, sacarosa, o de otros edulcorantes.

Lo recomendable: Evite aquellos yogures con mezclas de frutas melosas en el fondo y mezcle una porción de yogur endulzado con yogur natural, sin grasa.

5)Multigrano

Cuando vea "multigrano" o "siete granos" en el pan, pasta o galletas, dele la vuelta al paquete y revise la etiqueta de nutrición. Incluso, con más de un tipo de grano, el producto podría ser hecho a partir de granos refinados – tales como la harina blanca – que han sido despojados de fibra y muchos nutrientes.

Lo recomendable:
buscar "% de grano entero 100" como primer ingrediente. O elegir la marca con más fibra.

Comenta y se parte de nuestra comunidad