Equipo A Tu Salud Web – Con información de vidaysalud.com
 
Un nuevo medicamento llamado avanafil, cuyo nombre comercial es Stendra, se ha convertido en el quinto que la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) ha aprobado para el tratamiento de la disfunción eréctil.
 
   Esta nueva medicina – que en Estados Unidos será desarrollada por el laboratorio Vivus – se añade al grupo de los inhibidores de la enzima fosfodiesterasa 5 (PDE5, por su nombre en inglés), que aumentan el flujo de sangre hacia el pene, favoreciendo así la erección.
 
   Específicamente, los medicamentos en esta categoría que se están utilizando actualmente son tadalafil (Cialis), vardenafil (Levitra, Staxyn) y sildenafil (Viagra). Frente a ellas, Stendra tiene la ventaja de actuar más rápido y provocar menos efectos no deseados pero al igual que las otras, requiere receta médica ya que necesita supervisión para ciertas condiciones y comparte con las otras la contraindicación en las personas que toman nitratos (medicinas con nitroglicerina, para dolor en el pecho). O sea, que los pacientes que tienen problemas cardíacos deben ser especialmente cuidadosos.
 
   Avanafil ya había sido aprobada recientemente para su uso en Corea, donde la comercializa el laboratorio JW Pharmaceutical, que financió los estudios para determinar la eficacia de esta medicina.
 
   Para aprobar esta nueva droga, la FDA tomó en cuenta los resultados de tres ensayos clínicos que
consideraron a alrededor de 1.300 hombres a los que les administraron al azar varias dosis de avanafil o un placebo por 12 semanas. Así se pudo comprobar que los hombres que recibieron avanafil obtuvieron mejorías notorias en la erección y la actividad sexual frente a quienes solamente tomaron placebo. Por ejemplo, los hombres lograban la erección en apenas 15 minutos.
 
   En cuanto a los efectos no deseados, más de 2% de los participantes en los ensayos clínicos reportaron haber tenido dolores de cabeza, enrojecimiento del rostro, congestión nasal y dolor de espalda. Pero no sufrieron visión borrosa o erecciones dolorosas, que a veces se producen con otras drogas de este tipo.
 
 
Comenta y se parte de nuestra comunidad