El langostino, es el “rey del marisco”. Su sabor le convierte en un exquisito entrante que agrada a la gran mayoría de comensales, raro es quien se resiste. Sin embargo, tras su carne rosada y crujiente hay mucho más.

También puedes consultar: Langostinos al coco

Los langostinos son recomendables para personas con tensión baja, y favorecen tanto la circulación como el metabolismo, por lo que nos ayudan a procesar el resto de alimentos. Del mismo modo, ayuda a nuestras defensas, el desarrollo del organismo y también a su regeneración. Y, ojo, que pese a lo que muchos piensan, se trata de un alimento bajo en calorías. Y es que los langostinos están compuestos en su mayor parte por agua, lo que hidrata nuestro organismo.Langostino
No acaban ahí sus ventajas, ya que se trata de un alimento anticancerígeno. Y a sus bajas calorías hay que sumar su bajo contenido en grasas e hidratos de carbono, por lo que son una buena opción en tu dieta si estás intentando adelgazar, o simplemente compensar los excesos navideños.

Receta cortesía del Chef: Maurizio Marconi

Ingredientes:

  • 5 langostinos limpios.
  • 4 cucharadas de aceite de oliva.
  • 2 dientes de ajo.
  • 30 gr de jamón serrano.
  • ¼ de taza de vino blanco.
  • 2 cucharadas de crema de leche.
  • 4 cucharadas de consomé o bísquet de langostino.
  • Sal y pimienta al gusto.

Preparación: 

  1. Calienta la sartén y añade el aceite de oliva.
  2. Sofríe el ajo y el jamón serrano en cuadritos; agrega los langostinos previamente aderezados con sal y pimienta.
  3. Emulsiona con vino blanco; una vez evaporado el alcohol añade el bísquet y cocina por 10 minutos, incorpora la crema de leche y termina la cocción por 5 minutos más.

También puedes consultar: Video | Puré de arvejas con langostinos

Comenta y se parte de nuestra comunidad