Por: Kenelma García
 
La Carboxiterapia es un procedimiento cosmético no quirúrgico que consiste en la inyección de Dióxido de Carbono (CO2) en los tejidos subcutáneos a través del uso de pequeñas agujas, con el fin de sanar o eliminar el exceso de grasa en el cuerpo, la celulitis, el envejecimiento corporal y facial, la flacidez, las micro venas varicosas, más reducir cicatrices y estrías. También es utilizada como tratamiento postoperatorio de la liposucción, de cirugías estéticas para corregir irregularidades de la piel, prevenir fibrosis y mejorar los resultados.
 
El proceso consiste en la aplicación de microinyecciones localizadas de CO2 mediante un equipo diseñado especialmente para este fin. Dicho equipo se encarga de controlar la velocidad de flujo del gas, la dosis administrada y el tiempo de inyección. 
 
El CO2 actúa en la zona afectada y se elimina muy rápidamente. Además, se difunde hacia los tejidos adyacentes de la zona tratada y una vez dentro del cuerpo, el tratamiento debe ser completado con masajes circulares manuales que ayudan a distribuir el anhídrido carbónico, el cual, al entrar en contacto con la hemoglobina cede oxígeno a los tejidos lo que produce una estimulación de la combustión de grasas. 
 
La duración de una sesión de carboxiterapia puede ser de 30 a 60 minutos, dependiendo de qué áreas se vayan a tratar. Lo ideal es poder efectuar de dos a tres sesiones por semana.
 
Los primeros resultados se observan de inmediato: la calidad del tejido mejora, la piel se vuelve más lisa y las zonas afectadas se vuelven más delgadas. Sin embargo, el tiempo que puedan durar los efectos dependen de varios factores, por ejemplo, en el caso del tratamiento contra cicatrices y estrías los resultados deben ser permanentes, mientras que en el caso de la celulitis, la flacidez y  la reducción de los depósitos de grasa, la actitud del paciente será el factor más importante para que los resultados duren por años, ya que debe comprometerse a cumplir una rutina de ejercicios y una dieta sana.
 
Algunos pacientes requieren de sesiones de retoque, si se observa alguna decoloración del área tratada no se debe dudar en asistir al especialista.
 
Efectos secundarios
 
Los efectos colaterales son mínimos, localizados siempre en la zona tratada. Algunos pacientes manifiestan una sensación de hormigueo frío o caliente, otros pueden sentir, en un lapso de 15 minutos o menos,  algo de pesadez o malestar en la zona. En algunas ocasiones se pueden presentar pequeños hematomas e infecciones en caso de que se rompa alguna barrera de  la piel. El tiempo de inactividad posterior a la aplicación de la carboxiterapia es mínimo o ninguno en ciertos casos. En las mujeres se pueden presentar cambios en su fecha de menstruación, adelantándose o atrasándose unos días. 
 
Contraindicaciones
 
La carboxiterapia es para pacientes que gocen de buena salud, las personas que padezcan alguna de las condiciones que se presentan a continuación, deben notificarlo oportunamente a su especialista para que éste defina cómo proceder en cada caso:
 
• Insuficiencia hepática, respiratoria, renal o cardíaca.
• Diabetes.
• Cáncer.
• Trastornos de la circulación.
• Epilepsia
• Asma activa
• Problemas o infecciones en el área a tratar
• Síntomas de resfriados (tos, fiebre, dificultad para respirar)
 
Las mujeres embarazadas, en período de lactancia o durante su ciclo menstrual tampoco podrán realizarse este tratamiento.
 
Fuente:  magazine.com.ve
 
Comenta y se parte de nuestra comunidad