Por: María Arvelo – Equipo de Redacción A Tu Salud

El doctor Gustavo Pagés, director de Fertilab y médico con Postgrado en Obstetricia y Ginecología de la Maternidad Concepción Palacios, aseguró que el único método que permite elegir el sexo del bebé es una fertilización in vitro, que abre el camino para estudiar los embriones del bebé.

Según Pagés, este procedimiento médico lleva el nombre de diagnóstico genético de preimplantación, que deja estudiar el ADN de los óvulos o de los embriones para seleccionar los que cumplen determinadas características. Esta técnica tiene como objetivo evitar la trasmisión de alteraciones hereditarias.

“Elegir el sexo del bebé permitirá, por ejemplo, evitar enfermedades que están directamente asociadas con el sexo, como la hemofilia. También ayuda a que el bebé no herede patologías como la fibrosis quística, la talasemia o la distrofia muscular”, detalló.

En algunos países como España, esta práctica está prohibida y han iniciado un proceso de recolección de firmas para que sea avalada. La supuesta aprobación de este proceso supondría un cambio en los pacientes de las clínicas de reproducción asistida, que dejarían de ser solo mujeres sin pareja masculina o parejas con infertilidad y empezarían a incluir parejas sanas que se sometieran a estas técnicas no por motivos médicos, sino por un deseo personal de tener una descendencia de determinado sexo.

Métodos naturales

Pagés señaló que los padres pueden aumentar las posibilidades de tener hembra o varón, si toman en cuenta el período de ovulación de la mujer. “Los porcentajes son siempre 50-50, pero si tienen relaciones al momento de la ovulación puede nacer varón; y si lo hace antes, puede nacer hembra. Aplicando esto, las probabilidades pueden cambiar a 70-30”, explicó.

 El experto aclaró que tratar de definir el sexo del bebé a través de algunos alimentos o posturas sexuales es “un mito que no ha sido estudiado por la ciencia. Lo único que es verídico  es el diagnóstico genético de preimplantación”.

Dato curioso

Sin ninguna intervención de cualquier tipo se calcula que el 51.2 por ciento de las concepciones resultan en mujeres y el 48.8 por ciento en hombres. Es decir, por cada 105 mujeres se procrean 100 hombres. Este dato ha cambiado en las últimas décadas pues en los censos no se pregunta si la persona fue concebida con el uso de técnicas de reproducción asistida.

Fuente: Gustavo Pagés, director de Fertilab y médico con Postgrado en Obstetricia y Ginecología de la Maternidad Concepción Palacios / Página web: http://www.fertilab.net/

Comenta y se parte de nuestra comunidad