En la actualidad existen muchos tipos de golosina como caramelos blandos y duros, gomitas, chocolates, entre otros.

Las chucherías poseen una gran cantidad de azúcar y, aunque existen golosinas con edulcorantes y otros aditivos, siguen siendo poco saludables. Esto afectará también dependiendo de la cantidad y frecuencia con las que son consumidas.

La azúcar refinada es el principal ingrediente de las chucherías, el cual se recomienda consumir con moderación para evitar problemas de salud como diabetes, colesterol y obesidad.

Premiar con chucherías no es una buena práctica

-Algunos padres suelen premiar a los hijos con chucherías, pero su consumo excesivo puede generar trastornos digestivos no saludables.

 -Alto contenido de grasas o hidratos de carbono simples que pueden causar obesidad.

-La mejor premiación para un hijo es compartir tiempo con él.

-Merendar frutas es la mejor opción.

Fuente: alimentatubienestar.es

 

Noticia relacionada: Lentes de contacto Halloween

Comenta y se parte de nuestra comunidad