No duele ni avisa, y es capaz de dejar graves consecuencias como problemas cardiovasculares o infartos. Una persona que cree estar sana no sabe que sufre de tensión alta sino hasta que se la toman. Esta enfermedad no se cura, y la única manera de luchar contra ella es con la prevención.

La hipertensión es la enfermedad que más deteriora los vasos sanguíneos. La presión aumenta a lo largo del tiempo por distintos factores. Puede existir un componente genético; aunque también influye nuestro estilo de vida. El exceso de consumo de sal o la obesidad son indicadores de que una persona pueda ser hipertensa a futuro.

Los hipertensos no suelen estar conscientes del peligro que corren por el hecho de que no sienten nada. Leandro Plaza, presidente de la Fundación Española del Corazón, indicó a EFE que a los hipertensos se les receta un medicamento que hace que su corazón no lata con tanta fuerza, por ello, a veces se quejan de decaimiento; sin embargo, existe un período en el que se adapta para no notar los síntomas de manera abrupta.

La mejor manera de prevenir la hipertensión es llevando una alimentación balanceada, haciendo alguna actividad física y manteniendo un control médico anual.

Fuente: EFE Salud

También puedes consultar:

El 35% de los venezolanos padecen de hipertensión arterial

Pacientes con Hipertensión Pulmonar exigen mejores atenciones médicas

Convivir con la hipertensión

Comenta y se parte de nuestra comunidad