Las largas horas en cola son desagradables para todo el mundo, además de estar asociadas a problemas de salud como insomnio y sufrir infartos, un nuevo estudio demostró que el tráfico puede favorecer la obesidad en individuos sensibles a mucho ruido.

En el estudio realizado en Noruega se examinó la altura, el peso y las mediciones del tronco de ciertos individuos los cuales fueron relacionados a los niveles estimados de ruidos causado por el tráfico fuera de las casas de los participantes.

Los científicos descubrieron que existe una relación entre los niveles de ruidos y ciertos marcadores de la obesidad: el índice de masa corporal, la proporción entre la cintura y la cadera, además de la circunferencia de la cintura. Además, que esto se daba con mayor frecuencia en las mujeres sensibles al ruido.

En conclusión, estos resultados refuerzan la idea de que el ruido contribuye a problemas de salud, más allá de insomnio y molestias musculares.

Fuente: http://www.muyinteresante.com.mx

También puedes consultar:

 

Comenta y se parte de nuestra comunidad