azúcar
Foto Referencial

Un estudio realizado en la Universidad de Connecticut analizó el impacto de la deshidratación leve en el rendimiento cognitivo y el estado anímico de 25 mujeres  y 26 hombres jóvenes. Se demostró que la deshidratación impacta en la capacidad cognitiva, aunque depende del sexo.

En los hombres la deshidratación leve hizo que la memoria a corto plazo se redujese además de aumentar la tensión y la fatiga.

Por otro lado, las mujeres son más afectadas por este tipo de deshidratación porque disminuyen la capacidad de alerta, la concentración, además de tener fatiga, confusión y un aumento del doble de frecuencia de dolores de cabeza.

De acuerdo con la investigación, mantener la concentración y poder conservar el buen humor depende del grado de hidratación de la persona, los cuales se agravan durante las épocas más calientes.

Los científicos recomiendan  beber la suficiente cantidad de agua diariamente para evitar los síntomas, o en caso de que ya existan, contrarrestarlos con el aumento del consumo de agua.

Fuente: http://derf.com.ar/

También Puedes Consultar:

Comenta y se parte de nuestra comunidad