Estimular la salud emocional de los niños es reforzar la relación que se tiene con ellos como padres, pero sobre todo ayuda a impulsar en él un mejor desarrollo personal que le acompañará durante su vida.

Aunque muchos padres no lo sepan el cuidado constante y casi inmediato que dan los progenitores a sus hijos crea un vínculo de confianza, asimismo, establecer y mantener una rutina ordenada en los hogares, prepara al infante para afrontar de mejor manera el día a día.

Por otra parte, establecer normas adecuadas a las edades. Para esto, recomiendan que los padres se esfuercen por conocer a sus hijos, esto no solo mejorará la relación sino que permitirá tratos más adecuados y claros que a corto plazo generarán confianza.

La comunicación es necesaria pero aquella que es de tipo emocional lo es aún más. Esta significa transmitir los sentimientos entre unos y otros con las palabra adecuadas según la edad de los niños y mostrando el debido respeto, siempre.

Otras recomendaciones importantes para transmitir confianza a los niños es no establecer comparaciones con otros chicos de su entorno. Brindar palabras de aliento y no de desanimo, por ejemplo hacerles saber lo orgulloso que están de ellos y expresar confianza de que en la próxima oportunidad será mejor.

Fuente: Todo Papás/El Clarín/El Diario de Castilla

También puedes consultar:

Comenta y se parte de nuestra comunidad