Cuando queremos ponernos en forma y alcanzar nuestro peso ideal, para mostrar un escote o simplemente lucir mejor comienzas las carreras por verse lo más esbelto posible. Las dietas están en la orden del día, pero son tan numerosas que es casi imposible saber por cuál decidirse.

Pero ¿por qué no cuidarse durante todo el año investigando una alternativa que, igualmente de cuidar nuestra línea, sea lo más saludable posible? Por tal razón te damos 35 razones para seguir la dieta mediterránea.

La dieta mediterránea no es sólo una serie de recomendaciones nutricionales, es mucho más que eso, ya que está asociada a un estilo de vida proporcionada y se compone una auténtica herencia cultural de los pueblos de la cuenca mediterránea.

¿Por qué seguir la dieta mediterránea?

1. Es una dieta sana y equilibrada
2. Se basa en el consumo de frutas frescas, vegetales, pescados, carnes no grasas, granos, frutos secos, aceite de oliva y legumbres
3. Está basada en productos frescos y de temporada
4. Defiende los alimentos locales
5. Defiende por la sustitución de grasas como la mantequilla por el aceite de oliva, con una alta concentración de ácidos grasos monoinsaturados
6. Para sazonar los platos se usan hierbas y especias
7. Limita la sal
8. Invita a disfrutar del vino tinto con moderación
9. Limita la carne roja

10. Disminuye el riesgo de sufrir varias enfermedades, entre ellas la coronaria
11. Limita el consumo de calorías
12. Ayuda a perder peso de forma saludable
13. Es una dieta agradable de seguir
14. Al seguirla recuperas en nuestra autoestima, pues hace que nos veamos y nos sintamos mejor
15. Nuestros amigos y familiares notarán nuestras mejorías y seremos un ejemplo para ellos
16. La comida sana nos permite disfrutar más de los sabores de los alimentos
17. Hace que nos demos cuenta de lo absurdas que son las dietas de moda
18. Nos animará a cocinar
19. Hará que nos sintamos más jóvenes

20. Mejorará nuestro colesterol
21. Repercutirá positivamente en nuestro estilo de vida
22. No tendremos que contar calorías
23. No tendremos que preocuparnos por los macronutrientes que estamos consumiendo, como proteínas, grasas y carbohidratos
24. Incrementa el consumo de fibra
25. Nos ayudará a alcanzar fácilmente las metas nutricionales diarias
26. No pasaremos hambre
27. Nos ayudará a ahorrar en nuestra cesta de la compra

28. Es muy fácil de seguir
29. Reduce el consumo de azúcares y harinas blancas
30. Está repleta de antioxidantes
31. Comeremos más en casa pues los platos son rápidos y sencillos de preparar
32. Es una dieta con un porcentaje bajísimo de obesidad
33. Abandonaremos el hábito de comprar alimentos procesados
34. Estimulará nuestra imaginación para preparar más platos saludables
35. Previene la depresión

Después de leer estas 35 razones para seguir la dieta mediterránea Aprovecha que está cerca el verano para favorecer de la gran variedad de frutas, verduras y hortalizas que nos ofrece la época para empezar a poner estos consejos en marcha. Tu cuerpo te lo agradecerá.

Fuente: Directoalpaladar

Comenta y se parte de nuestra comunidad