El Yoga como el Pilates se han convertido en los últimos años en disciplinas de moda tanto en mujeres como en hombres, siendo los millones de usuarios en el mundo. Lo cual es algo para celebrar, no obstante, no son pocas las personas que piensan que una es mejor que otra. O que si practicas una de estas actividades no puedes dedicarle tiempo a la otra. Así como otros desconocen la diferencia entre ellas.

Tanto Yoga o Pilates comparten algunos beneficios y cualidades. Son dos técnicas que trabajan el cuerpo de manera integral, creando conciencia corporal y de respiración -conexión cuerpo-mente, donde tienen mucho peso la concentración y la fluidez del movimiento unida a una manera específica de respirar. Ambas ayudan a tener flexibilidad, fortalecimiento, auto-conocimiento, equilibrio y coordinación.

Asimismo, poseen diferencias, las cuales nos pueden ofrecer más luz sobre el carácter de cada una:

El Pilates es un sistema de acondicionamiento físico occidental que fue creado hace menos de 100 años por un hombre, Joseph H. Pilates, mientras que el Yoga en una tradición espiritual hindú milenaria en cual el ejercicio físico es solo un dispositivo dentro de otros objetivos de vocación más espiritual.

El Yoga, donde se incluyen el canto y la meditación como parte de su práctica, no tiene un fundador individual.

En el Pilates hallamos ejercicios y repeticiones con suaves transiciones con el impulso vigoroso de la energía de la gimnasia, mientras que en el Yoga se conservan posturas -asanas- a veces seguidas de transiciones -vinyasas- que sirven para el progreso de la concentración y el acondicionamiento físico.

En el Pilates se incluye en la práctica aparatos concretamente diseñados tales como el Reformer, el Cadillac, la silla o el Barril, por nombrar los más conocidos.

Mientras en el Pilates se usa una respiración intercostal, en el Yoga se utilizan distintas técnicas de respiración.

Podemos añadir que, aunque existan semejanzas entre ejercicios de Pilates y posturas de Yoga, la propósito y la realización de cada ejercicio es distinto por lo que las impresiones del practicante son muy distintas.

El yoga y Pilates iluminan tu conciencia, fortalecen tu cuerpo y mente y los unifican. El siglo 21 y sus cambios ya están presentes hace tiempo. Estas disciplinas son parte del nuevo florecimiento. ¡No dejes de practicarlas!

Fuente: nosotras

También puedes consultar: 

Mejora tu relación haciendo yoga en pareja

Conoce las cinco posturas de yoga para reducir el estrés en la oficina

Comenta y se parte de nuestra comunidad