La ira es un término de origen latino que se refiere a la furia y la violencia. Se trata de una conjunción de sentimientos negativos que genera enojo e indignación.

La psicología  sugiere exteriorizar la ira de alguna forma, para evitar que ésta se convierta en enfermedad. Es significativo señalar que hay diferentes maneras no violentas de canalizar un sentimiento negativo; actividades tan sanas como la realización de algún deporte o tan enriquecedoras como el estudio de música y la ejecución de un instrumento representan algunas de las decisiones más adecuadas para convertir al ira en algo positivo.

A continuación te daremos unos sencillos métodos para luchar contra la ira.

  •  Escribe en un diario tus arrebatos de cólera

  • Usa técnicas para relajarse (yoga o meditación)

  • Ejercítate

  • Come un chocolate

  • Haz una respiración profunda

 

Comenta y se parte de nuestra comunidad