Según la Organización Mundial de la Salud, alrededor del 60 % de la población mundial no realiza la actividad física necesaria para su salud. Por ejemplo en Colombia, pese a que cada vez más personas se preocupan por hacer ejercicio, el sedentarismo sigue predominando entre la población.

El entrenador personal Dani Bueno recomienda que lo importante es promover desde pequeños los buenos hábitos, “en muchos casos lo que hacen los papás es inculcarle al niño su deporte favorito”.

Desde la etapa infantil hay que tener en cuenta que para mantener un cuerpo funcional y saludable, es necesario ser una persona activa y dedicar al menos una hora diaria, mínimo tres veces a la semana para hacer ejercicio, indicó el entrenador.

Sin embargo, cada persona según su edad, debe enfocar el ejercicio de acuerdo a sus necesidades, según la recomendación de la OMS, los jóvenes entre los 5 y 17 años, deben tener una actividad física en su mayor parte aeróbica.

El entrenador señala que en la etapa de desarrollo infantil es muy importante crear conciencia sobre los beneficios que tiene hacer ejercicio, lo preferible es cuando están pequeños inducirlos a algún deporte (fútbol, baloncesto, voleibol, entre otros). En el caso de que al niño no le llame la atención ningún deporte, sus padres deben acudir a otras actividades extras, o ponerles retos o tareas, como por ejemplo ir a un determinado lugar en bicicleta, caminar o subir las escaleras, “alguna actividad donde haya un desgaste calórico”.

“En la etapa de la adolescencia el metabolismo es mucho más agradecido y brinda más resultados que en la etapa adulta”, aseguró el entrenador. Aquí se puede sacar provecho de esas condiciones, asistiendo a un centro de acondicionamiento físico para ganar buena masa muscular, tener un sistema cardiovascular fuerte y resistente, evitar patologías derivadas del sedentarismo, proteger los huesos, mejorar el estilo de vida y bajar los niveles de estrés.

Ya en la etapa adulta, entre los 18 a los 64 años, lo que se recomienda es un entrenamiento funcional y entrenamiento de fuerza, es decir que ya no está enfatizado en crear masa muscular sino en un entrenamiento que va a ofrecer beneficios para el diario vivir. “Si es una persona que trabaja en un escritorio todo el día, lo que se recomienda son ejercicios para fortalecer la espalda, para que no tenga lumbalgias y fortalecer las articulaciones para que no sufra lesiones a futuro”, dice Bueno.

El ejercicio en esta etapa está enfocada en cumplir los objetivos de cada persona, que regularmente es sentirse bien con su cuerpo, por ejemplo: subir unas escaleras y no sentirse fatigado, jugar con los hijos sin cansarse rápidamente y en general cambiar los malos hábitos que vienen de la adolescencia.

En la tercera edad, lo que comprende personas mayores de los 65 años se hace un entrenamiento de mantenimiento preventivo ya que tanto el rendimiento como la disponibilidad no va a ser el mismo de una persona adulta. Aquí se deben entrenar los músculos de manera suave y realizar ejercicios de baja intensidad, enfocados a la flexibilidad y resistencia muscular para prevenir enfermedades y mejorar las posturas.

Fuente: El Colombiano
También puedes consultar:

Ejercicios para que recuperes tu físico después del parto

Ejercicios. Adelgaza tu rostro

Ejercicios para evitar la flacidez corporal

Comenta y se parte de nuestra comunidad