Todas hemos estado alguna vez con parejas que nos afectan y que, a la larga, no sabemos muy bien como correr de ellas, pues en el fondo no hacemos más que sufrir y, lo peor de todo, es que somos conscientes de ello, pero volvemos a caer porque no sabemos cómo enfrentar el escenario. Nos metemos, por tanto, en un círculo vicioso, que se repite una y otra vez, sin saber cuál es la mejor salida.

Lo mejor para salir de esta rueda es, primero, aprender a quererse mucho y muy bien a una misma. Para ello, deseamos aportarte algunas ideas para confrontar este tipo de relaciones tormentosas. ¡Descúbrelas!

Todo hábito es dificultoso de dejar sino se tiene la convicción absoluta de abandonarlo

Cada persona es desigual, no somos iguales y por tanto, es improbable exigir a alguien a que actúe de una forma o de otra. El compromiso con uno mismo es lo más significativo si de verdad anhelas salir de una relación turbulenta, sea la que sea. Lo mejor es responsabilizarse del cambio propio y trabajar para ello. De esta manera, habrás dado el paso más importante de todos para emprender el proceso de cambio.

Busca nuevos horizontes

Algunas veces, la rutina se impone en nuestras vidas de tal modo que hace que inclusive no podamos llegar a pensar de una forma distinta. Intenta estar abierta a nuevas experiencias, conoce gente nueva, visita lugares desconocidos. De esta manera, conseguirás darle un aire nuevo a tu vida. Recuerda que siempre debes ser más fuerte que la situación en la que te encuentras. ¡Controla la situación, ella no debe poderte!

Motívate con cosas positivas y corta de raíz las escusas

Busca cosas que te motiven lo suficiente como para invadir la mayor parte de tu tiempo de ocio en otros menesteres que te llenen y te hagan feliz. No busques excusas para retardar tus acciones. Pues una persona lo adecuadamente motivada, con una visión muy clara de lo que quiere en la vida, puede vencer su miedo y tiene mucha más fuerza a la hora de cambiar patrones y comportamientos.

Escoge las cosas qué deseas y a quién quieres a tu lado de forma consciente

Aprender a atraer las cosas que quieres en tu vida es fácil si lo haces de forma consciente. No te dejes llevar por los escenarios difíciles o turbulentos que sabes de antemano que te van a inquietar o que no van a funcionar. Arriesga por todo aquello que merezca la pena y que vaya con tus ideas y pensamientos. El resto es abrirle las puertas a las cosas o personas que, al final, no te van a hacer bien.

También puedes consultar: Reglas de las relaciones de pareja

Fuente: Nosotras

Comenta y se parte de nuestra comunidad