Desde que se detectó el primer caso de ébola en diciembre 2013, todas las cadenas de contagio han quedado interrumpidas. Así lo reveló la OMS al declarar el fin de esta epidemia que cobró la vida de más de 11.300 personas.

«Hoy declaramos el fin del brote de ébola en Liberia y al mismo tiempo que todas las cadenas de transmisión conocidas en África Occidental cesaron», anunció en Ginebra el director del Departamento de Gestión de Riesgos, Rick Brennan.

Antes que Liberia, la OMS ya había constatado el fin de la epidemia de ébola en Sierra Leona y Guinea.

Lea: 10 puntos claves del ébola

Se considera que un país está libre de ébola cuando no se registran nuevos casos en 42 días. «Detectar y romper todas las cadenas de transmisión fue un logro monumental», afirmó en un comunicado la directora general de la OMS, Margaret Chan.

Sin embargo, la alerta se mantiene para evitar nuevos brotes. En tal sentido, Ban Ki-moon, secretario general de la ONU, también hizo un llamado a estar preparados si se presentan nuevos brotes.

Según expertos de la OMS, los sobrevivientes infectados de ébola todavía pueden ser portadores del virus y transmitirlo mediante el semen, algo posible hasta seis meses después de una infección. Además, pueden producirse nuevas transmisiones del virus de animales a personas.

Fuente: dw.com

 

 

Comenta y se parte de nuestra comunidad