El eucalipto posee innumerables propiedades para el cuerpo y mente, lo que nos brinda un bienestar integral. Podemos utilizar sus diversos usos medicinales y también estéticos según sus distintas presentaciones. Eucalyptus-cover

También puedes consultar: Plantas medicinales para eliminar los hongos en los pies

Si bien el eucalipto es un árbol originario de Australia, se cultiva en todo el mundo. Es así, que hace muchos años que sus hojas perennes y aceite esencial (eucaliptol), se vienen usando en la mayoría de las sociedades con fines terapéuticos. Es sin dudas, una planta conocida por las numerosas cualidades estimulantes que brinda su aroma, pero también por todos los beneficios que otorga a la salud.

El doctor Hugo Golberg, vicepresidente de la Asociación Argentinade Fitomedicina, explica que por las propiedades balsámicas y sudoríferas de sus hojas, el eucalipto ha sido llamado el “árbol contra la fiebre”:

“Está indicado en todas las afecciones de las vías respiratorias: gripe, catarro, tos, bronquitis, asma, etc., y también en los trastornos del aparato urinario”, explica. Y subraya: “Se utilizan exclusivamente las hojas, de donde se extrae el eucaliptol (aceite esencial)”.

Eucalyptus LeavesTambién puedes consultar: Conoce las plantas medicinales que ayudan a regular y cuidar la tiroides

¿Cuáles son todos sus beneficios?

Cabello: alivia la sequedad.

Estimulante emocional: gracias al poderoso aroma balsámico de sus hojas, otorga sensaciones reconfortantes y de relax. Además, estimula los sentidos y despeja la mente. Por ello, es uno de los elegidos por la aromaterapia.

Combate la tos: el té de eucalipto (3 cucharaditas de hojas en 1/4 litro de agua) reduce la formación de mucus en los bronquios y hace más fluidas las secreciones.

Es estimulante: es broncodilatador (dilata y relaja los bronquios para permitir el correcto flujo de aire)

Poder cicatrizante: en uso externo, es cicatrizante de heridas y enfermedades de la piel.

Expectorante: el aceite diluido en uso interno o en vahos, posee propiedad expectorante (elimina el exceso de mucus de las vías respiratorias), y alivia afecciones de garganta y laringe; además de ser un antiséptico de las vías respiratorias. En esta modalidad, se puede combinar también con tilo y manzanilla.

Para diabéticos: sus hojas en infusión ayudan a reducir el azúcar en la sangre. Se recomienda utilizarlo sin excesos, no más de una taza de infusión al día.

También puedes consultar: Plantas con propiedades analgésicas para aliviar el dolor

Fuente: Revista Buena Salud

Comenta y se parte de nuestra comunidad