Es imposible detener el paso del tiempo, con los años las arrugas van a aparecer de forma inevitable y nuestra piel perderá brillo y elasticidad. Pero esto no quiere decir que perdamos la belleza en la tercera edad. Toma en cuenta los siguientes consejos, y aunque ya estés en la tercera edad, tu piel se verá radiante:

Alimentos

Mantener una alimentación sana, proporciona las vitaminas y nutrientes necesarios para que la piel de todo el cuerpo luzca sana y tersa. Evitar los alimentos procesados y preferirlos en su presentación natural es de gran ayuda para evitar los daños en la superficie de la piel.

Hidratar

Tomar ocho vasos de agua diariamente mantiene hidratada a la piel y permite que las células de este tejido puedan cumplir sus funciones a cabalidad.

tercera-edad-a-tu-salud-

Humectar

Usar cremas humectantes es una rutina necesaria para colaborar con la hidratación de esta parte del cuerpo. Este hábito debe ser iniciado desde la juventud y continuado durante la tercera edad.

Cuidados especiales

Tomar baños con agua muy caliente no es recomendable, pues reseca la piel y puede causar comezón. Evitar rascarse o frotarse bruscamente es una buena medida para evitar maltratar la piel.

Lea también: Cambios en la alimentación durante la tercera edad

Alergias y otros problemas

En caso de observar algún problema en la piel, la mejor recomendación es consultar a un dermatólogo, quien podrá evaluar el caso en particular para buscarle solución.

Protección

Usar protector solar todos los días, así no se tenga pensado asolearse evita la formación de más arrugas.

Con información de Internet

Comenta y se parte de nuestra comunidad