Por: Inés Larrea

Cada vez son más las personas que han internalizado que una buena salud es juventud, y depende en buena medida de la alimentación. La licenciada en nutrición y dietética Floralba Valbuena señala que la leche de almendras ha sido una opción ideal para complementar la alimentación diaria del adulto, ya que es baja en calorías y grasas, no contiene colesterol y es una buena fuente de proteínas, calcio y potasio. Es también una excelente opción para aquellas personas que presentan intolerancia a la lactosa y gluten, ya que no posee estos componentes.

Sin embargo, la experta destaca, que en personas con disfunción tiroidea es recomendable moderar la ingesta de las almendras, al igual que la soja, el brócoli y coles, ya que, contienen sustancias que al consumirlas en exceso hacen que disminuya la absorción de yodo. No obstante, para la población en general, mejora el sistema inmunológico.

¿Quiere saber cuáles son las razones para consumir este rico alimento?

Según señala Valbuena las razones para ingerir esta opción alimenticia son:

1.- Representa una fuente extra de proteínas y calcio para aquellas personas que sean alérgicos o intolerantes a los lácteos.

2.- Favorable en caso de deshidratación por vómito o diarrea, ayudando a reconstituir electrolitos (potasio), sin afectar la tensión arterial ni la formación de edemas, por su bajo nivel de sodio.

3.- Contiene excelentes antioxidantes como flavonoides, vitamina E, selenioy magnesio, que ayudan a la reconstitución celular, como también mejoran la piel, uñas y cabello.

4.- Igualmente la Vitamina E evita la formación de las placas de arterosclerosis en las arterias, ayudando a eliminar el colesterol de la sangre.

5.- Tiene menos calorías y grasas que la leche de vaca, haciéndola excelente opción para las personas que deseen bajar de peso.

6.- No contiene azúcar ni gluten, indicado para personas con diabetes, autismo, entre otros.

7.- Posee una buena proporción de calcio y fosforo, ideal para gestantes, adolescentes y adultos mayores.

8.- No requiere de espesantes ni químicos, es 100% artesanal.

9.- Fácil de preparar y fácil de digerir.

A continuación, aprenda a preparar la leche de almendras desde la comodidad de su hogar.

Leche de almendras

Ingredientes:

100 grs de almendras.

500 ml de agua.

Colador de tela o gasa.

Preparación:

1.- Dejar remojando las almendras en agua alrededor de 8 horas.

2.- Se escurren las almendras y se colocan en una licuadora con 500 ml de agua hervida, para posteriormente procesarlas durante 5 minutos aproximadamente.

3.- Llevarlas al colador de tela para separar la leche de la parte sólida restante.

4.- Se guarda refrigerada en envase de vidrio hasta un máximo de 5 días.

Fuente: Lic. Floralba Valbuena C. Nutricionista Dietista. Tel. 0424 2769514. [email protected]

Comenta y se parte de nuestra comunidad