La piel tiene la capacidad de renovarse por sí misma y, aproximadamente cada 28 días esta zona del cuerpo realiza un proceso mediante el cual se deshace de las células muertas. Esto permite que se activen las nuevas células, las cuales trabajan para conservarla suave, hidratada y muy joven.

No obstante, con el paso del tiempo comienza a ralentizar esta actividad y la piel muerta se va acumulando en la superficie, sin dejar que se lleve a cabo la regeneración natural.

Como consecuencia el tono de la piel se ve afectado y la textura comienza a sentirse áspera, envejecida. Para evitar que esto siga sucediendo te mostramos unos excelentes remedios caseros, con estos no solo lucirás hermosa sino que además te saldrán muy económicos.

También puedes consultar: Remedios naturales para acabar con la caspa

Remedios caseros 

Harina de avena. La textura granulada de la avena actúa como un exfoliante natural. Su alto contenido de saponinas remueve las células muertas y regula el exceso de grasa.

Ingredientes: 

  • 2 cucharadas de harina de avena.
  • 2 cucharadas de yogur natural.
  • 1 cucharada de miel.

Preparación y modo de aplicación:

  1. Coloca todos los ingredientes en un cuenco y mézclalos hasta formar una pasta espesa.
  2. Luego frota sobre el rostro con suaves movimientos circulares y deja actuar 15 minutos.
  3. Pasado este tiempo, enjuaga con agua fría y aplica crema hidratante. Usa una vez por semana.Avena

Zanahoria y aceite de coco. La zanahoria es uno de los mejores ingredientes para eliminar la piel muerta y disminuir el aspecto de las manchas producidas por el sol. Combinada con un poco de aceite de coco y conseguirás un tratamiento para limpiar y rehidratar el cutis.

Ingredientes: 

  • ½ zanahoria.
  • 2 cucharadas de aceite de coco sólido.

Preparación y modo de aplicación:

  1. Pela media zanahoria y licua unos instantes para conseguir un puré espeso.
  2. Integra el aceite de coco sólido hasta formar una crema natural.
  3. Limpia las áreas que deseas exfoliar y extiende el producto con suaves movimientos circulares.
  4. Repite su uso dos o tres veces a la semana.

Hueso de aguacate. Si bien la pulpa es lo que más utilizamos, su semilla también resulta útil para la renovación y el cuidado de la piel. Es una fuente rica en antioxidantes y contribuye a reparar la piel alterada por los radicales libres.

Ingredientes: 

  • 1 semilla de aguacate.
  • 1 cucharada de aceite de oliva.
  • 1 cucharada de miel.

Preparación y modo de aplicación:

  1. Pon a secar la semilla de aguacate, luego ralla y mezcla el polvo obtenido con el aceite de oliva y la cucharada de miel.
  2. Por las noches, tras retirar el maquillaje, aplica este preparado sobre la cara, cuello, manos y otras partes del cuerpo que desees exfoliar.
  3. Realiza movimientos circulares y deja que actúe 10 minutos.
  4. Enjuaga y repite su uso una vez a la semana.

Aguacate

Almendras. El uso tópico de la almendra es una de las mejores para cuidar la piel y prevenir el envejecimiento prematuro.

Ingredientes: 

  • 5 almendras.
  • 2 cucharaditas de miel.

Preparación y modo de aplicación:

  1. Pon a remojar las almendras en agua toda la noche y, al día siguiente, retira la cáscara y muélelas.
  2. Tras pulverizarlas, agrega la miel y preparar una pasta.
  3. Frota el exfoliante sobre las áreas deseadas y realiza movimientos circulares.
  4. Deja que repose 10 o 15 minutos más y enjuaga. Repite su aplicación dos veces a la semana.

Almendras

También puedes consultar: Conoce los usos de la cáscara de limón

Fuente: El Ciudadano

Comenta y se parte de nuestra comunidad