Si siempre te inquietas por los efectos del paso del tiempo en tu rostro, no debes olvidar que tu cuerpo igualmente paga las consecuencias.

Para perfeccionar tu rutina, presta atención a cómo hacer en casa un tratamiento anti-edad para cuidarte de manera integral.

Aceite corporal hidratante

Tan sólo debes  combinar tres aceites comunes conseguirás máximos resultados: aceite de aguacate o palta, aceite de coco virgen y aceite de almendras dulces. Mézclalos en una botella y aplica la mezcla todos los días desde el cuello hacia abajo. Además sirve para masajes.

aceite-a-tu-salud-Lea además: Beneficio de los masajes corporales 

Limpieza profunda

Mezcla media manzana verde picada, 2 cucharadas de semillas de chía y dos cucharadas de miel. Obtendrás la mejor exfoliación y limpieza profunda que puedas imaginar, sumando asimismo resultados calmantes e iluminadores.

Licua los tres ingredientes, deja reposar por 5 minutos y luego aplica dando masajes en la piel del cuerpo entero.

Mascarilla humectante

Para impedir que la piel de tu cuerpo se seque, algo común con el paso de los años, es preciso que poseas la mejor crema fría que puedas crear en tu propia casa: haz un puré con medio pote de yogur griego, ¼ de pepino picado y sin semillas, ¼ de pulpa de aloe pisado y el jugo de medio limón.

Una vez que tengas el puré, envuelve el recipiente y déjalo dos o más horas en la heladera. Prontamente retira el líquido sobrante y utiliza tu crema fría como mascarilla en las piernas o brazos durante 30 minutos.

Recuerda, para completar tu rutina anti-edad para el cuerpo, no solo debes efectuar con cada tratamiento sino que igualmente debes cuidar tu alimentación. Incluye en tu dieta la mayor cantidad de antioxidantes, que ayudan a combatir los radicales libres que arruinan al colágeno, frenando así el proceso de envejecimiento. Limita la ingesta de azúcar procesada y Toma mayor cantidad de agua.

También puedes consultar: Aleja de ti el mal olor de las axilas

Fuente: Imujer

Comenta y se parte de nuestra comunidad