Una estudio realizado por el Departamento de Investigación y Posgrado en Alimentos (DIPA) de la Universidad de Sonora, México, determinó que el uso de moléculas como los péptidos con actividad biología derivados del colágeno del calamar gigante podía conceder un alto potencial de aplicaciones como agentes preventivos de la hipertensión arterial e incluso podría usarse como tratamiento.

Carolina Watanabe Alday, investigadora y líder del proyecto señaló que dicho padecimiento es una de las enfermedades crónicas más frecuentes en la actualidad y que se trata diariamente con fármacos. Aseveró que la hipertensión arterial está relacionada con el estilo de vida sedentaria, así como también con el consumo excesivo del alcohol y tabaco.

 hipertensión

Foto Referencial

Lea también: Descubren biosensor para detectar Hipertensión Arterial Sistémica

Se encuentra en el golfo de California

La especialista indicó que realiza un estudio para generar péptidos mediante la hidrólisis enzimática del colágeno de subproductos de calamar gigante, para evaluar la actividad antihipertensiva del hidrolizado enzimático y caracterizar las moléculas derivadas de este molusco.

Aseguró que el calamar gigante abunda en el golfo de California, sobre todo frente a las costas de Guaymas, Sonora y Santa Rosalía, Baja California Sur y los subproductos que genera esta industria es de entre el 50 y 80 % del total de la captura.

 hipertensión

Foto Referencial

Por ello consideramos que al utilizar desechos de este producto podemos evitar, por un lado, seguir contaminando nuestro ambiente” enfatizó la investigadora.

Buscan darle un mejor uso

Asimismo, comentó que el calamar gigante tiene una gran cantidad de colágeno en sus tentáculos y una buena parte del molusco se desecha, por lo que se busca darle algún uso beneficioso.

Precisó cuáles son los aspectos técnicos que conllevan a la consecución de péptidos en laboratorio, y abundó en la utilización de estos elementos procedentes de algunos alimentos que son utilizados para mejorar funciones biológicas.

Los péptidos obtenidos por hidrólisis son capaces de ejercer efectos biológicos específicos, explicó, y en este caso se trata de controlar la enzima que se encarga de desatar los mecanismos que aumentan la presión arterial, que los péptidos obtenidos se adhieran a esa enzima para poder inhibirla.

hipertensión

Foto Referencial

“Aún estamos estudiando la secuencia de aminoácidos para inhibir la actividad hipertensiva, pero después de encontrar las cadenas que buscamos, pretendemos proponer la elaboración o diseño de alimentos funcionales adicionándoles péptido con esa actividad antihipertensiva”, finalizó la líder del estudio.

Lea también: Lácteos reducen riesgo de hipertensión

Con información de: www.20minutos.com.mx

Comenta y se parte de nuestra comunidad