Para aprovechar mejor las mañanas y sacudirnos la flojera, podemos optimizar la rutina haciendo  y dejando de hacer algunas cosas.

Maximizar las mañanas puede mejorar nuestra productividad. En principio, es importante que aceptes que la gente mañanera logra hacer más cosas. Algunos estudios incluso muestran que este tipo de personas son más amables y conscientes.

Para  aprovechar tus mañanas, encontramos algunos propuestas para revalorizar tus días. Para ello, la rutina de la noche anterior es clave, así que toma en cuenta bien los siguientes consejos.

Lea también: Beneficios del mindfulness

dormir

Foto referencial

Planifica: ten un ritual tranquilo que ayude a prepararte para el siguiente día. Programa la cafetera, elige tu ropa y prepara tu lonchera.

Reformula tu hora de despertar: seis de la mañana, o más temprano, es la hora que usan los ejecutivos más importantes y reconocidos.

Desconéctate: apaga los equipos electrónicos noventa minutos antes de dormir.

dormir

Foto referencial

No te estreses: el estrés nos pone a todos en crisis mode on, lo que dificulta nuestro pensamiento y bloquea las ideas, poniéndonos negativos.

No a los cinco minutos más: no postergues la alarma, hay estudios que sugieren que hacer esto podría reiniciar el ciclo del sueño, lo que hace que no funcionemos óptimamente.

Arma tu rutina: empieza cada día igual, así tu cerebro se acostumbra a tus objetivos diarios.

zapatos de correr y caminar

Foto referencial

Para lograr tener una mañana productiva hay que moverse. Ejercitarnos hace que nos sintamos motivados y llenos de energía. Otra clave a tomar en cuenta es que una vez que estés en la oficina aproveches bien esos primeros quince minutos a solas y agendes lo más importante temprano, eso te ayudará a concentrarte. Trata también de mantenerte desconectado lo más que puedas, no mandes correos muy temprano.

Lo más importante es empezar el día con propósito. Pregúntate: ¿qué puedo hacer de valor hoy?, ¿qué puedo hacer mejor? Y siempre, siempre agradece.

Comparte siempre que puedas con tu familia, disfruta tiempo de calidad y bájale dos a la televisión, mejor escucha música. Gestiona tu energía, úsala para las tareas que de verdad la necesitan.

Ya sabes qué hacer para maximizar tus mañanas y hacer rendir tus días al máximo, con fluidez y sin estrés.

Inspirulina-