La obstrucción nasal en los niños, aunque puede ser bien tolerada es un gran motivo de preocupación para los padres y las causas van desde una: hipertrofia adenoidea, hipertrofia de cornetes, malformaciones del tabique, cuerpos extraños, rinitis alérgicas o vasomotoras asociadas o no a infecciones nasosinusales, que pueden acompañarse de pólipos.

Dichas causas se pueden presentar por dos motivos principales:

  • Existencia de  mucosidad en el interior de las fosas nasales del bebé o niño.
  • Porque la nariz esté congestionada por un resfriado.
obstrucción nasal

Foto Referecial

Factores de riesgo

  • El resfriado común.
  • Gripe.
  • Sinusitis.

Lea también: Mi hijo ronca ¿Qué hago?

Síntomas

Cuando un bebé o niño tiene la nariz obstruida necesita abrir la boca para respirar. Esto le puede ocasionar los siguientes problemas que pueden ocasionar procesos inflamatorios en boca, nariz y garganta

  • Dificultad para ventilar por la nariz, que se manifiesta por: boca abierta.
  • Problemas para comer o dormir por falta de aire.
  • Ventilación ruidosa diurna y más aún nocturna.
  • Es posible que se vea la mucosidad: transparente unas veces y espesa otras.
  • En ocasiones, es motivo de tos, incluso vómitos.
  • Sequedad y frialdad de mucosas.
  • Disminución de oxígeno.
  • Trabajo muscular inadecuado y excesivo.
obstrucción nasal

Foto Referencial

Diagnóstico

La obstrucción nasal puede interferir con los oídos, la audición y el desarrollo del habla e incluso con el sueño. Cuando la obstrucción es sólo en un lado,  se puede incluso  sospechar que el niño se introdujo algo por la nariz, motivo por el cual el diagnostico lo debe realizar un especialista a través de un examen clínico.

Para conocer más la Dra. Sajidxa Mariño no los explica  en este video, que también puede encontrar en nuestro Fan Page en Facebook así como otros temas de gran interés.

Con Información: www.pulevasalud.com, facebook.com

Comenta y se parte de nuestra comunidad