Muchas mujeres quieren tener el cabello más claro pero no pueden por diversas razones acudir a los tintes. Si este es tu caso, aquí te damos 4 soluciones naturales:

Limón

Limones

Limón. Foto referencial

Los enjuagues con limón son muy comunes para aclarar el pelo naturalmente y darle luminosidad. Solo tienes que exprimir tres limones y colar bien el jugo para que no contenga semillas ni pulpa. Luego, diluye el jugo en medio litro de agua. Una vez listo, humedece tu cabello con el líquido y déjalo actuar durante unos 30 minutos. Lo ideal es dejar que el pelo se seque al sol para que el efecto sea más rápido. Por último, lava tu cabello  como lo haces normalmente.

Es muy importante al utilizar esta receta mantener el cabello bien hidratado para que no se reseque. Asimismo, hay que evitar que el limón entre en contacto con la piel al aplicarlo, pues si se expone al sol podría mancharse la piel. 

Lea también: Consejos para hidratar el cabello seco

Manzanilla

manzanilla

Flor de Manzanilla. Foto referencial

La manzanilla es un ingrediente natural altamente potente y eficaz para aclarar el cabello, además es un método más seguro puesto que protege el estado natural del cabello.

Una opción es preparar una infusión de manzanilla, esperar a que se enfríe y humedecer el cabello con el líquido.

Una vez seco, lava bien el pelo con champú y un buen acondicionador que lo mantenga hidratado.

Lea también: ¿Cómo aplicar profesionalmente un tinte en casa?

Miel

miel-a-tu-salud-

Miel. Foto referencial

Añade dos cucharadas de miel en tu acondicionador y aplícalo en el cabello dejando reposar durante 20 minutos. Luego, enjuaga con agua tibia. Notarás como tu melena está más sana y nutrida.

Lea también: La miel ¿un remedio casero?

Una receta adicional

Para aclarar el cabello, también se puede agregar a la mascarilla capilar que se utilice habitualmente una infusión de manzanilla y jugo de limón.

Hay que conservar la mezcla bien cerrada en el recipiente, aplicarla por el cabello después del lavado dejando que actúe durante 5  a 10 minuto; y finalmente, enjuagar con agua tibia.

Fuente: www.uncomo.com

Comenta y se parte de nuestra comunidad