Si eres de las personas que les gusta tener buenos y saludables hábitos alimenticios, seguramente,  en ocasiones es un dolor de cabeza saber qué preparar para el día, sobre todo por lo ajetreado que pueden ser nuestras jornadas diarias, por lo que te daremos algunos consejos para que te puedas planificar mejor, sin necesidad de abandonar tu estilo de vida saludable.

Crea tu libro de recetas

Lo mejor para poder planificar todas tus comidas, es que cuentes con un cuaderno con tus recetas favoritas. Pero si eres un poco más tecnológica, con un tablero personalizado de Pinterest, tus desayunos, almuerzos, cenas y meriendas serán  mucho más sencillas prácticas y deliciosas.

Determina qué comidas necesitas hacer en la semana

Dependiendo de tu estilo de vida, habrá más o menos comidas en el día que hagas en casa o fuera. Te aconsejamos usar un calendario semanal vacío y tachar las comidas que no harás en casa. Así sabrás las que debes preparar.

Comidas

Foto Referencial

Lea también: ¿Por qué más es mejor en nuestra nutrición? (+video)

Planifica tus desayunos

El desayuno es la comida más importante del día. Sin embargo, muchas veces no se le presta la suficiente atención. Muchas personas se levantan y toman un café con galletas, por falta de tiempo o por hacer el desayuno más rápido. Pero esto impactará directamente en tu salud, ya que el mejor momento para inyectar vitaminas a tu cuerpo, es por la mañana.

Lo ideal es que planifiques tus desayunos semanalmente, haciendo que sean más dinámicos, nutritivos y divertidos.

Lleva tu comida a todos lados

Preparar tu comida para llevarte al trabajo es más sencillo de lo que crees si tienes una buena planificación. Puedes preparar tus almuerzos con antelación o incluso usar las sobras de la cena, añadiendo alguna cosa más que los haga más diversos y apetecible. Por ejemplo, puedes preparar una ensalada y dejarla en la nevera para cada día de la semana.

Comidas

Foto Referencial

Cenas rápidas

Las cenas deberían ser lo más ligeras posibles para que sean saludables. Así que lo ideal es que busques recetas de cenas fáciles de preparar y saludables, que no te lleven más de 20 o 30 minutos. Si tienes las cenas bien planificadas, puedes incluso dedicar una tarde a la semana a prepararlas y dejarlas listas en la nevera y/o congelador.

Aprovecha los tiempos de cocción al máximo

Si cuentas con una planificación de comidas semanal, podrás aprovechar cada tiempo del que dispones cocinando para adelantar platos y cocinar algunas otras preparaciones de otros días de la semana. Así lograrás librarte de cocinar más de un día.

Además, puedes dedicar un día a preparar todo lo que necesitas para las comidas de la semana.

Haz una lista de compras

Una vez que has decidido todo lo que comerás durante la semana, hacer la lista de la compra será mucho más práctico. Tenerla a mano te permitirá comprar con mucha más rapidez y no caer en compras indeseadas altas en calorías.

Comidas

Foto Referencial

Repite comidas

Preparar 21 comidas diferentes para cada semana puede llegar a ser agotador, a no ser que seas chef o adores cocinar. Además, no siempre nuestro presupuesto nos permite comer tan variado. Pero no te preocupes, repite comidas. No pasa absolutamente nada. Puedes cocinar en raciones de más, para que repitas una comida al otro día, la cena, etc. Las preparaciones con sobras pueden llegar a ser tan creativas y deliciosas como una comida elaborada.

Lea también: ¿Qué debemos validar en el etiquetado nutricional?

Con Información de: www.ellahoy.es

Comenta y se parte de nuestra comunidad