¿Quién no ha sentido dolor físico una o varias veces en su vida? Creo que nadie se ha salvado de experimentar dolor físico a pesar de ser una percepción sensorial tan subjetiva que se podría decir que la hay en tantas formas como personas.

El dolor en ocasiones puede ser visto como una prueba de que estamos vivos, de que sentimos y que también, que todo pasa. Es por eso que compartimos algunos trucos para aliviar el dolor sin necesidad de usar un fármaco. Toma nota de estas recomendaciones, avaladas por la ciencia.

Gritar

Gritar, sobre todo diciendo palabrotas, atenúa el dolor. Esto porque los gritos y groserías involucran zonas cerebrales que pueden distraer a las áreas sensitivas donde se percibe el dolor y, específicamente, en la zona central del cerebro donde está la amígdala capaz de modular dolores insoportables.

tips dolor

Foto Referencial

Lea también: ¿Se puede enfermar la voz? Conoce cuáles son las patologías (+ video)

Chocolate

La cafeína y la teobromina del chocolate alivian algunos dolores de cabeza, pero además, el chocolate activa las zonas de las recompensas cerebrales que contrastan con los estímulos dolorosos, de ahí que en casos severos pueden dar una tregua.

 Sobarse

Presionar la zona adolorida activa un mecanismo conocido como la compuerta, a nivel del sistema nervioso central, que bloquea los estímulos dolorosos. Por esta razón, funciona el “sana que sana colita de rana”. También sirve cruzar los brazos sobre el cuerpo, pues se confunde el origen del dolor y el cerebro lo diluye.

Tener buenas emociones

La risa y el amor apasionado tienen el mismo efecto analgésico que los calmantes. Procurarlos en medio del dolor es de gran ayuda.

emociones

Foto Referencial

 La saliva, la música y el Hielo

 La saliva tiene componentes tan potentes como la morfina  para calmar el dolor. La opiorfina es uno de ellos. También puede funcionar la música suave, y en casos agudos, hielo y calor sobre zonas traumatizadas.

Es importante mencionar que todos estos consejos o recomendaciones son para aliviar dolores momentáneos como: una lesión leve, dolor de barriga o de vientre, entre otros que no reemplaza la consulta médica.

Lea también: El propósito de las emociones

Con información de: www.eltiempo.com

Comenta y se parte de nuestra comunidad