La práctica de posiciones de yoga durante el embarazo es efectiva para preparar el cuerpo y la mente durante la gestación, además ayuda a tener un parto con menos dolor por las contracciones. Quienes practican Yoga confirman que esta disciplina busca lograr una perfecta salud y la felicidad en las personas, además de mantener el equilibrio, con ella misma y su entorno. Por eso hablar de Yoga es decir “armonía” del ser.

Aunque el yoga está recomendado para mujeres embarazadas, no debemos olvidar que hay que posiciones que puedan suponer un problema o un riesgo tanto para la madre como para el futuro bebé. Debemos tener en cuenta que durante el primer trimestre es cuando la gran parte de las mujeres embarazadas sufren mareos y vómitos, por lo que el yoga les ayudará a mejorar la respiración y a evitar estos síntomas.

Yoga

Foto Referencial

Lea también: El yoga te invita a vivir en armonía contigo mismo

¿Cuáles son las posiciones más adecuadas?

Para que el trabajo de parto sea más sencillo y se faciliten las contracciones con menos dolor, la Asociación India de Yoga recomienda practicar las siguientes posiciones e incluso durante el mismo alumbramiento.

  • Practica la respiración abdominal siéntate con las piernas cruzadas, cierra los ojos y respira por la nariz, exhalando por la boca, mientras permaneces relajada.
  • Mantén tus manos en la parte baja del abdomen y mueve tu pelvis en un movimiento circular lento e imagina a tu bebé moviéndose hacia el canal de parto. Esto puede ayudar a que tu bebé se mueva hacia abajo y puede aliviar el dolor de espalda y pelvis.
  • De rodillas en la cama o piso, y con la ayuda de alguien para mantenerte estable, realiza movimientos circulares lentos con tus caderas para reducir el dolor.
Yoga

Foto Referencial

Posturas de Yoga para embarazas en el segundo trimestre

Durante el segundo trimestre, los objetivos a seguir en el yoga serán para ayudar a la madre a llevar el peso del bebé, además de seguir fortaleciendo la espalda, que es la más perjudicada durante los últimos meses del embarazo. Y que en muchas ocasiones suele suponer complicaciones dado que las espaldas de las madres no pueden soportar el gran volumen que llevan en la parte delantera.

Durante estos meses está muy recomendada la posición del gato, ya que su principal finalidad es la de aumentar la flexibilidad de la espalda. Mantén tus manos en la parte baja del abdomen y mueve tu pelvis en un movimiento circular lento e imagina a tu bebé moviéndose hacia el canal de parto. Esto puede ayudar a que tu bebé se mueva hacia abajo y puede aliviar el dolor de espalda y pelvis.

Yoga en el tercer trimestre

Cuando una mujer llega a los últimos meses de embarazo su movilidad ya no es la misma que durante el primer trimestre, por lo que los objetivos son facilitar su descanso y ayudar con la respiración que deberán poner en práctica cuando vayan a dar a luz. La mejor postura de yoga en el tercer trimestre, por lo tanto, se limita a respetar la barriga abultada. Es la postura del muerto, aquella en la que la embarazada se tumba boca arriba, respira, estira todas sus extremidades y empieza moviéndolas poco a poco.

Yoga

Foto Referencial

Evita estas posturas durante el embarazo

Al igual que existen una serie de posturas recomendables dependiendo del momento del embarazo en que una mujer se encuentre, también existen algunas que pueden resultar más peligrosas o que deberían evitarse para evitar posibles complicaciones. Las posturas de yoga que supongan torsiones, apoyo sobre la espalda o sobre el abdomen y aquellas que obliguen a realizar un sobre esfuerzo están prohibidas para las mujeres embarazadas.

Siempre se debe apostar por las posturas sencillas que faciliten la respiración y evitar, ante todo, las dificultosas torsiones que pueden poner en peligro la vida del bebé, aquellas posturas que requieran de un esfuerzo abdominal extra y sobre todo, aquellas en las que la madre tenga que estar apoyada sobre su abdomen.

Lea también: ¿Por qué es importante atender las infecciones urinarias en las embarazadas?

Con Información de: sumedico.com

Comenta y se parte de nuestra comunidad