Las experiencias dolorosas que desarrollamos a lo largo de nuestra vida conforman heridas emocionales que no se sanan con vendas en el corazón sino con cambios integrales para darle un giro a nuestra cotidianidad.

Muchas personas acuden a terapia con un psicoterapeuta con la premisa de organizar su corazón. Pero descubren, que cuando empiezan a asesorarlos, es necesario ordenar la vida de forma integral para lograr una recuperación emocional. Si tú estás bien enfocada, en términos generales, tu corazón tendrá mucho más fácil el camino para brillar. Por tal motivo te proponemos cinco claves para dar inicio a la transformación.

Lea también: ¿Te dominan tus emociones?

Ordena tu vida y espacios

Lo primero que vas a ordenar son tus espacios. Tu lugar de trabajo, tu habitación y tu casa, en ese orden. Después ordenarás tu mente y, por último, tus pensamientos, puedes realizar listas de antes y después. Esto aportará un espacio más limpio para empezar a construir tu nueva vida. El orden es el primer paso para saber qué es lo que quieres mantener en tu vida. Deberás partir de la premisa si eso que ves no te hace feliz, descártalo. Lo bueno del orden es que es contagioso y, cuando ves impecable el cuarto, te animas a pasar al garaje o a esa bodega llena de cajas viejas. El último truco es que limpies en días consecutivos y que hagas todo lo posible por emplear máximo seis días en este proceso.

emociones

Foto Referencial

Encuentra lo que te gusta

Si quieres resultados distintos, no hagas siempre las mismas cosas. Es importante que aprendas a cambiar tu perspectiva. Dale la vuelta a lo que no te convence de tu vida, de tu trabajo y, por supuesto, de ti misma. ¿Cómo saber si eso que estás haciendo te proyecta? Pregúntate si te hace mejor. Si la respuesta es no: ¡Fuera! Y nada de remordimientos. El enfoque es lo que marca cómo interpretamos lo que nos pasa, cómo nos tomamos las cosas y, en consecuencia, los resultados que obtenemos en nuestra vida.

emociones

Foto Referencial

Llena tus rutinas de bienestar

Escribe tus rutinas. Después podrás ver lo que te motiva, lo que te hace bien y lo que te hace perder energía, salud, tiempo o dinero. El tiempo que empleas para las redes sociales, si no eres un community manager, debe ser una hora al día. El tiempo que puedes destinar para comer y beber no debe ser mayor que el que empleas en hacer ejercicio. Revisa tu rutina y, si descubres algo que no funciona, es hora de que cambies tus planes cotidianos. Si el cigarrillo te está robando salud, dinero y tiempo, es el momento de decirle adiós. Si quieres despedirte de esa relación que te hace infeliz, empieza a pensar cómo sería una vida sin ella. Busca tu propia rutina, no la de tus amigas. La que a ti te sienta bien y te haga feliz.

emociones

Foto Referencial

Apuesta por los cambios

Busca algo que te apasione. ¿Hace cuánto quieres volver a ejercitar tu cuerpo haciendo natación? ¿Estás pensando que ya llegó el día de aprender idiomas o de ir a un curso de cocina? ¿Te gusta cantar y te has resistido a hacerlo desde hace años? Apuesta por lo que te inspira. ¡Piensa en alguien que te haga reír, como aliado en esta etapa! El buen humor es clave para tu felicidad. Esos amigos que te hace sentir cómoda y alegre son los elegidos para celebrar tu reinvención. Las personas que se quedan estancadas y te juzgan por reinventarte no son las mejores aliadas para dar el paso. Los criticones, los que te roban la energía, los que solo se quejan y nunca evolucionan también puedes descartarlos.

emociones

Foto Referencial

Crea tus listados

Haz un seguimiento de los resultados obtenidos. Motívate con un diario y con tus propios listados. El cerebro funciona por listas, así que empieza a apuntar los cambios que has conseguido. Piensa que reiniciar es un proceso que mezcla lo que sí sirve de tu edición anterior con los cambios que necesitas en tu edición futura. ¡Mejorar siempre te hará sentir más plena!

emociones

Foto Referencial

Cada una de estas claves tendrá su propio capítulo en tu diario. Usa los listados para conseguir tus objetivos. A cada uno ponle una fecha de entrega y ten en cuenta que no podrás hacer todas las tareas en un mismo día. El truco de gestión del tiempo de la Universidad de Massachusetts es que hay que hacer las tareas más difíciles primero, así que haz un ranking por su orden de dificultad. ¡Muchísima suerte!

Lea también: Algunos principios para tener bienestar mental

Con Información de: www.elespectador.com

Comenta y se parte de nuestra comunidad