Una de las premisas de la medicina estética y antienvejecimiento es poder prolongar la vida de los pacientes, mejorar su calidad, controlar, retrasar y hasta prevenir la pérdida de colágeno o el desarrollo de enfermedades que se generan  con el paso del tiempo.

Esta medicina surge como consecuencia de la evolución de una sociedad desarrollada donde los avances de la ciencia permiten vivir más y mejor de forma integral.

Desde hace años se han aplicado técnicas para el mantenimiento y promoción de la estética y la belleza tanto femenina como masculina. En la medicina estética se realizan prácticas de pequeño intervencionismo, en las que se emplea anestesia tópica o local según lo requiera  el caso y el régimen es ambulatorio.

Según la Doctora Liliana Mora Medico Estética, el paciente debe recibir una evaluación integral, debido a que el envejecimiento es un deterioro progresivo e irreversible de nuestro organismo, pero podemos retardar la aparición de enfermedades y en términos generales verse y sentirse más joven.

Tratamientos estéticos

Foto Referencial

Lea también: ¿Qué son los cosméticos antienvejecimiento?

Tratamientos estéticos más utilizados para rejuvenecer

Mora indicó que uno de los tratamientos más utilizados actualmente para mejorar el aspecto de la piel es el plasma rico en plaquetas, es una de las más avanzadas técnicas de regeneración celular. El procedimiento consiste en las propiedades de las plaquetas de secretar una sustancia llamada Factor de Crecimiento (FC) , que es el responsable de importantes cambios celulares, como el reclutamiento de Células Madres Periféricas y del aumento de la producción de colágeno

A diferencia de otros tratamientos médicos corrientes no es una medicina, sino que consiste en inyectar sus propias células encargadas de la regeneración celular, en el lugar adecuado y en una cantidad imposible de lograr por su cuerpo por sí solo.

Entre los beneficios del plasma rico en plaquetas, esta su capacidad de incrementar la producción de colágeno, lo cual ayuda a regenerar la piel haciendo que las arrugas, manchas y marcas de acné se disimulen y, en algunos casos, hasta desaparezcan. Además permite que los poros abiertos disminuyan su tamaño, que la piel sea más firme e incluso mejore su color.

Sin embargo la especialista explica que si se quieren obtener resultados óptimos lo ideal es mantener una alimentación adecuada, y evaluar que no existan otros problemas  que influyan en el envejecimiento prematuro como patologías tiroideas o factores genéticos.

Lea también: Rinoseptumplastia: Cirugía funcional y estética de la nariz

Comenta y se parte de nuestra comunidad