La Unidad de Cuidados Intensivos o terapia intensiva es  uno de los sitios más importantes en un centro de salud, ya que es ahí donde se aplican los cuidados críticos, a enfermos graves que consta de  una serie de equipos sofisticados.  Esta área reúne características de aislamiento y es cerrada del hospital, es decir, el acceso no es fácil para las personas, las visitas de familiares están restringidas en cantidad y horarios. Aquí se encuentran médicos y enfermeras al cuidado de los de los pacientes durante las 24 horas del día.

Uno de los grandes retos de la medicina actual radica en determinar  la utilidad y las limitaciones en el uso de los centros de terapia intensiva  hacia la preservación de la vida de aquellos enfermos con situaciones patológicas recuperables, a fin de darle una calidad de vida aceptable al paciente, así como limitarlas en los casos que la medicina de hoy no puede resolver.

médico intensivista

Foto Referencial

Lea también: Conoce la importancia de la medicina deportiva

El papel del médico intensivista

El médico intensivista tiene un papel fundamental a la hora de elegir entre uno o varios pacientes para ser admitidos en las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI). Responsabilidad enorme, por cuanto equivale a establecer cuál de esas personas debe recibir mejor oportunidad de continuar viviendo, pues aunque todos son merecedores de ello por su propia condición de seres humanos, investidos de dignidad y, por ende, con un valor intrínseco no expresado en términos relativos se conoce que  6 – 8 personas ocasionalmente en la práctica no existen posibilidades de ofrecerles la asistencia requerida por carecer de los recursos indispensables.

El médico intensivista, Andrés Orsoni asegura que tales decisiones poseen importantes implicaciones éticas, pues rebasan cierto límite, la beneficencia que se busca puede transformarse en maleficencia al someter al paciente a un largo, doloroso y costoso proceso de morir.

Con los avances científicos y el aumento de la expectativa de vida, se ha ido incrementando el número de ancianos y, por consiguiente, que en nuestras UCI ingresen con más frecuencia personas de edad avanzada; factor a considerar en la toma de decisión para el ingreso en ellas.

Se forman una coraza

Según el especialista es casi imposible que el médico tratante  no se  involucre en los casos que se atienden en terapia intensiva, sobre todo si se tratan de niños y adolescentes. Los profesionales de la medicina tratan de crear una coraza para poder enfrentar  con criterio este tipo de hechos que se atienden en la unidad, sin embargo, son seres humanos que sienten y padecen el dolor de los familiares en el momento de dar noticias negativas, especialmente si se trata de personas jóvenes o niños.

médico intensivista

Foto Referencial

Algunos especialistas indican que  algo de suma importancia para los familiares de los pacientes que se encuentran en terapia intensiva  es mantener la calma y no adelantarse a los hechos sean buenos o malos, tener siempre en mente que el equipo que  integran esta área son profesionales  que brindarán el cuidado riguroso y los por lo que se le debe permitir al personal de la salud realizar su trabajo con la mayor libertad y sin obstaculizar los procedimientos, siempre con la mejor disposición y confianza de que las acciones que se realicen son con la finalidad de salvar una vida; la de su ser querido y en donde los segundos, minutos y horas que pasan son de vital importancia.

Recordemos que la salud es algo invaluable del ser humano, y como tal habrá que considerarse en la toma de decisiones.

Lea también: Disminución de infecciones postoperatorias (+ video)

 

Comenta y se parte de nuestra comunidad