Después de un largo día de trabajo, nada mejor que llegar a casa a descansar o recrear la mente, y qué mejor que hacerlo viendo nuestras series o películas favoritas. Y es que las grandes plataformas digitales como Netflix o HBO nos ofrecen contenido de calidad para el disfrute individual, familiar y de pareja.

Muchas de las series que llegan a ser fenómenos sociales nos pueden inspirar también en el terreno sexual. La sexóloga María Hernando, aseveró que “las series nos dan ideas; ya sea de posturas sexuales, de fantasías, situaciones excitantes, conductas provocadoras… Tenemos que aprovechar la filmoteca y ponerlas en práctica».

Por lo general, las plataformas buscan el éxito y el impacto social en sus títulos, ya que éstos pueden reflejar sentimientos y la vida íntima de los personajes, como por ejemplo el romanticismo de la serie “Sex and the city” o el mundo imaginario y salvaje de “Game of Thrones”.

“Con diferentes capítulos se puede confeccionar una lista de fantasías a la carta, que nos permiten ponernos en el papel de los protagonistas, emocionarnos con ellos y excitarnos también. Podemos usar estas series como pre calentamiento de una gran velada ya sea a solas o con la pareja. Identificar cosas que nos pueden excitar diferentes a las que nos excitan normalmente y, sobre todo, tener ganas de volver a jugar”, indicó Hernando.

Asimismo, la sexóloga ha estudiado varias series que pueden inspirar e incentivar la vida sexual, ya sea por su importante carga erótica; o porque en la trata se tocan temas de parejas y de sexualidad de una manera diferente e interesante.

vida en pareja

Foto Referencial

Lea también: Netflixinfiel: un nuevo tipo de infidelidad

Masters of sex

Ambientada en los años 50, la vida ficcionada del prestigioso doctor William Masters y su ayudante Virginia Johnson que llevaron a cabo una revolucionaria investigación sobre sexualidad. Un título que va explícitamente sobre sexo, con escenas sexuales. Además, su característica diferencial se centra en cómo trata todo tipo de enfermedades y disfunciones sexuales con un tono de espléndida naturalidad.

Wanderlust

El punto de partida es la falta de deseo de una pareja formada por una terapeuta y su marido. Un tema tan tabú como común entre las parejas que llevan décadas de relación –más con hijos de por medio– como es el caso de los protagonistas. Un título cuyo fuerte es que propone con naturalidad y desenfado la modalidad de «parejas abiertas» como una “nueva normalidad”. Todo con un mensaje bien tratado y unos personajes creíbles y con muchos matices.

Sex and the city

La vida de Carrie  y sus tres amigas Samantha, Miranda y Charlotte, cuatro mujeres en Nueva York con sus vidas y percances. Amores y desamores. Transgresoras, incorrectas y superficiales. Una serie que se ha convertido en la voz de una generación y que destaca por la naturalidad y lo explícito de los desnudos de los protagonistas y sus escenas sexuales.

vida en pareja

Foto Referencialñ

Tú, yo y ella

Un homenaje al poliamor. Una temática para muchos tabú y cada vez más de «moda» en las series, y por qué no, en la sociedad misma. Una serie que trata de un amor a tres (como el mismo título indica): un matrimonio en crisis que se refresca con la aparición de Izzy, una estudiante de psicología muy atractiva. Una comedia romántica que refleja el día a día del trinomio y sus dilemas.

Love

Una serie que trata las relaciones de una manera muy real y muy natural. Su fuerte es hablar de la relación de dos personas, “una chica sexy” y “un nerd divertido” que frente a todo pronóstico tienen una química brutal. Todo con grandes dosis de realidad porque su relación no es un camino de rosas… vamos como la vida misma.

vida en pareja

Foto Referencial

Grace and Frankie

Narra las vivencias de dos mujeres mayores cuyos maridos sexagenarios salen del armario después de tres décadas de relación. Mientras ellas se abren camino, rompen estereotipos y terminan lanzando al mercado un vibrador para mujeres con artrosis. Una serie que habla mucho de relaciones, sexo –y sobre todo sexo en la tercera edad– y deseo desde puntos de vista originales y sin prejuicios.

Lea también: ¿Ver películas pornográficas beneficia la sexualidad?

Con Información de: www.abc.es

Comenta y se parte de nuestra comunidad