Hoy en día es muy difícil no estresarse por todo lo que ocurre a nuestro alrededor. Tenemos tantas cosas por hacer, que muchas veces no es fácil sentirnos plenos y felices en todas las horas del día. Sin embargo, hay cosas que podemos dejar a un lado – al menos por un rato- para que no nos perturbe físicamente y mentalmente y amargue nuestro día.

Es por eso, que compartiremos esta guía para evitar amargarnos por cosas, muchas veces sin sentido. ¡Toma nota!

Sé consciente de lo que es la vida

La vida es una, es maravillosa, es corta y es nuestra. Permitir que cualquier situación o contratiempo nos amargue el día es ser egoísta con una misma. Recuerda que siempre hay personas menos afortunadas que tú, que desearían tener un estilo de vida como el tuyo.

Así que disfruta cada minuto de vida y aprende de todos los “errores”.

no te amargues la vida

Foto Referencial

Lea también: Renovando la vida para el nuevo año

No te tomes todo como algo personal

Así como está mal creerse el ombligo del mundo también lo es tomarnos todo a pecho.

Sabemos que muchas veces es algo completamente evitable, pero recordemos siempre que somos una persona más de los miles de millones que hay en este mundo, y nuestras circunstancias solamente nos preocupan a nosotros. Es decir, el resto de personas tienen sus propias circunstancias.

Creer que todos nos hacen comentarios o nos dicen cosas por atacarnos, o por algo personal es desde luego, una pérdida de tiempo y de energía.

Agradece lo que tienes

Si tienes: un lugar donde vivir, un empleo, pareja, familia y amigos que te quieren ¿qué más le puedes pedir a la vida? Simplemente agradece por todo lo que tienes, que al ser agradecido le estás dando la bienvenida a nuevas cosas que te depara el destino y el universo.

Si perdiste un ser querido es normal sentirse vacíos, pero en esos momentos, también tenemos que agradecer los momentos que pasamos juntos a esa persona en esta aventura llamada vida.

no te amargues la vida

Foto Referencial

Ilusiónate hasta con lo más pequeño

A veces permitimos que nos amargue el día razones como la falta de dinero, la política del país e incluso la falta  de tiempo y la motivación para hacer las cosas, pero te digo que, a pesar de las adversidades, siempre hay alguna razón por ilusionarse, y esa razón puede ser… Tener vida, respirar, sonreír, ver, caminar, abrazar, amar, entre otros.

Lo cierto es que, no importa el mal tiempo si logras verlo desde otra perspectiva, disfruta y ama cada minuto de tu vida sin amargarte por cosas que no puedes cambiar.

Lea también: Sisu: la filosofía finlandesa con la que puedes sobrellevar situaciones adversas

Con Información de: www.nosotras.com

Comenta y se parte de nuestra comunidad