Cuando hablamos de las cejas, lo primero que pensamos es que esto es un tema de mujeres. Son ellas quienes, generalmente, tienen la máxima consideración por esta parte tan peculiar del rostro humano. Para los hombres son simplemente unas franjas de pelo despeinadas que protegen nuestros ojos del sudor, y nada más, ¿cierto? Pues la verdad es que, con el pasar del tiempo, los hombres nos hemos ido involucrando cada vez más en nuestra apariencia personal, preocupándonos por cómo ciertos detalles de la cara pueden afectar nuestro atractivo. Aun cuando el cuidado del cabello y la barba son los principales tratamientos estéticos a los que nos sometemos, muchos caballeros han empezado arreglar sus cejas para mejorar todavía más su imagen.

Sin embargo, hay casos en los que estos retoques pueden ir muy lejos o no mostrar los resultados esperados, bien sea por haber tratado de experimentar por cuenta propia o por no poder entendernos con los estilistas. Por este motivo hoy hablaremos sobre los arreglos que nos convienen según nuestro tipo de cara, de los métodos utilizados para remover el vello de las cejas, y ofreceremos algunos consejos de especialistas en esta área. Pero primero, veamos cómo ha crecido la necesidad de los hombres por arreglar esta parte de su cara.

Foto Referencial

El auge en el cuidado de las cejas

María del Mar Peiteado, redactora de la sección Port de El Periódico de Catalunya, conversó con dos expertas en el tema para tener una idea de la demanda masculina por retocar sus cejas. Ildiko Guba, directora del centro estético madrileño The Chi Spa, asegura que durante el último año ha notado un aumento significativo, cercano al 20 o 30%, de clientes masculinos pidiendo este servicio. Ella piensa esto se da porque, “en general, los hombres cada vez se preocupan más por su aspecto físico y se cuidan más, y las cejas no iban a ser una excepción”.

Por su parte, Mónica Ceño, fundadora de la línea cosmética The Lab Room, considera que este tabú por fin se ha superado y, ahora, los hombres se arreglan las cejas sin ningún tipo de complejos. Aun así, también advierte sobre los problemas de pasarse con la limpieza: “Lo que nos gusta [a las mujeres] es la naturalidad y que no se note el retoque, pero que mejore la imagen”.

Lea también: ¿Cómo corregir errores en las cejas?

Foto Referencial

Cómo empezar y qué hacer para cada tipo de rostro

Blanca Espada, escritora, redactora y guionista de Modaellos, explica en un artículo para este portal que la mejor forma de empezar a modelar las cejas masculinas es partiendo del centro: “Las cejas deben comenzar a depilarse siempre por la zona central. El entrecejo es clave que esté vacío”. Para esto se usa un pinza para ir removiendo todos los vellos que se encuentran justo encima de la nariz, para ir progresivamente dándole forma a los arcos inferiores de la cejas, desde el centro hasta las puntas. Luego de este se realizan distintos trabajos, dependiendo de la forma de nuestra cara. Si tenemos:

  • Rostros redondos: Es recomendable la depilación de las cejas hacia arriba, marcando el arco moderado que se equilibre con las curvas de la cara.
  • Rostros ovalados: Es mejor que las cejas se depilen lo mínimo. De hecho las puedes llevar naturales sin retocar nada más que pelos “rebeldes”.
  • Rostros cuadrados: Deberías depilar la ceja de modo que tenga un aspecto ligeramente triangular.
  • Rostros alargados: Requieren una depilación de cejas en las que estas queden rectas. Si son pobladas mucho mejor.
  • Rostros de ojos juntos: Cuando los ojos están muy cercanos el uno del otro, basta con solo depilar muy bien el entrecejo.
  • Rostros pequeños: En estos casos se aconseja una depilación de cejas sin pasarse demasiado.

Métodos para arreglar las cejas

Existen tres métodos reconocidas para acomodar la forma de las cejas masculinas:

  • La depilación con pinzas: Con unas pinzas para depilar, también conocidas famosamente como pinzas de cejas, se comienzan a retirar los pelos que están en el entrecejo, sujetándolos y tirando hacia arriba. Desde ese punto hay que ir limpiando los vellos sobrantes en los arcos internos hasta llegar a las puntas.
  • La depilación con cera: Esta técnica se utiliza específicamente para la zona central, para retirar rápidamente el pelo en el entrecejo. Este supone un nivel de dolor algo mayor que retirar vello por vello con las pinzas.
  • Depilación con hilo: Este último método consiste en tomar un hilo y utilizarlo de manera que consigas arrancar el vello que te sobra en las cejas. Requiere bastante práctica, pero “una vez te acostumbras es quizás de los más recomendables dado que eliminarás tan solo el vello que te sobra e incluso es más rápido” explica Blanca Espada.

Foto Referencial

Algunos consejos de las especialistas

Para diseñar correctamente las cejas masculinas hay que tener paciencia. Ildiko Guba advierte que primero “hay que analizar el rostro, la forma, el tamaño, el cabello…”, y luego “… respetar la estructura natural de la ceja o atender a que su forma favorezca al rostro«. Mónica Ceño, por su parte, opina que la ceja masculina debe ser “ancha, recta, sin pelos en el entrecejo y con un grosor uniforme”.

María del Mar Peiteado cierra diciendo que “entre los principales errores que se cometen con las cejas masculinas, las expertas destacan la depilación excesiva, es decir, afinarlas más de la cuenta, o marcarles un arco demasiado pronunciado”. Entonces, lo ideal es que la forma de la cejas se armonice con el resto de nuestro rostro y que no pierdan nunca su naturalidad.

Con información de:

elperiodico.com/es/port

modaellos.com

okdiario.com

Lea también: ¿Qué es el implante de cejas?

Comenta y se parte de nuestra comunidad