Foto Referencial

“El 100% de los seres humanos son propensos a padecer vitíligo”, así lo asegura el Dermatólogo, Francisco Franco, quien asegura que esta enfermedad no debe ser estigmatizada porque es tratable.

Rechaza la falsa creencia sobre el vitíligo de que sea una patología crónica sin esperanza, generando en quienes lo padecen abstinencia de acudir a especialistas y como consecuencia que las personas sientan depresión.

“Es una enfermedad tratable y no existe un tipo de vitíligo sino varios. Depende de la localización corporal, el grado de inflamación, si tiene uno o dos pigmentos, una presión abrupta o asociada en la aparición, y por su puesto la condición de la persona es importante, si tiene alguna enfermedad orgánica o problemas de tiroides se va clasificando de acuerdo a las características”, detalla Franco.

Foto Referencial

Lea también:El vitiligo si tiene cura

Vitíligo puede ser hereditario

Aclara que el vitíligo tiene un componente hereditario, aunque el diagnóstico certero se sabrá localizando a temprana edad, si el paciente no tiene un proceso inflamatorio u otra enfermedad de base, se realizará el tratamiento adecuado y se puede pigmentar por competo a la persona.

El dermatólogo, dice que el tratamiento está diseñado para que se detenga la aparición de las manchas blanquecinas en la piel y luego se realiza una segunda sesión cuando se estabiliza el vitíligo dando como resultado la pigmentación nueva de la piel.

“Existen muchos métodos, el tratamiento se enfoca en que hay que dejar salir las manchas en la piel, posteriormente se trata de pigmentar nuevamente la piel”, indica Franco.

Uso de antiinflamatorios para mejorar vitíligo

Precisa el dermatólogo que existen métodos de origen antiinflamatorios que pueden ser esteroides  y otras procedimientos a base de moléculas que sirvan para que el propio organismo disminuya su capacidad de defensa de inmunosupresores que a la larga van a desencadenar nuevamente el vitíligo, por ser una enfermedad autoinmune.

Foto Refernecial

Para detener la inflamación del vitíligo, destaca el especialista que se usan esteroides sistémicos o tópicos derivados de la vitamina D, calcipotriol, tacrolimus, antiinflamatorios y para la pigmentación derivados de la melagenina o algunos productos naturales como la bergamota diseñado para eso para que el paciente retome su pigmento nuevamente.

“La evolución del paciente dependerá si es joven será por corto plazo o meses pero no toda la vida estará con tratamiento sino acorde a su evolución se suspende”, asegura Franco.

Vitíligo tiene componente emocional

Dice el Dermatólogo que el componente emocional, es importante además de la terapia terapéutica porque los medicamentos por sí solos no son suficientes, por eso insiste en la necesidad de que las personas con vitíligo conozcan la enfermedad, porque de lo contrario caerán en un “círculo vicioso de la enfermedad de la piel”, porque no asumen el compromiso  de que la enfermedad mejorará poco a poco.

El Dermatólogo destaca que las personas cambian sus perspectivas con la aceptación, porque tienen la capacidad de mejorar y trae a colación el claro ejemplo de la modelo de Victoria Secret, Chantelle Brown-Young quien utilizó muy bien el mercadeo  de la autoaceptación del vitíligo, abriéndole las puertas al mundo del modelaje.

Foto Referencial

Autoaceptación es la clave

“Un paciente con tratamiento adecuado va a mejorar y si hay enfermedad de base en caso de que la persona sea joven la capacidad de respuesta será mayor”, resalta Franco.

El Dermatólogo, Francisco Franco asegura que en el Instituto Diagnóstico y Terapéutico Dermatológica, cuentan con equipos profesionales y personal entrenado para el abordaje del paciente, con tecnología para el tratamiento además de trastornos capilares.

Lea también: ¿Qué es el vitíligo?

Comenta y se parte de nuestra comunidad