Foto Referencial

Desde tiempos remotos, para el ser humano los rituales son importantes, bien sea por la creencia que nos traen suerte o felicidad, o en la ayuda que nos dan para enfocarnos en nuestras metas, nos hacen sentir positivos y optimistas.

Por eso te ofrecemos 15 rituales para recibir el Año Nuevo sin ningún orden en particular, solo escoge el que más se adapte a tus creencias:

  • Uso del color rojo, verde y dorado, atrae suerte y dinero.
  • Durante las fiestas usa flores y frutas frescas cuando sea posible en la decoración, eso atrae energía positiva.
  • Comienza el año nuevo con una planta espinosa (como la rosa o la buganvilla) cerca de la entrada de tu hogar, esto simboliza la protección o la defensa contra las energías negativas.

Lea también: Física y mentalmente… ¡Navidad saludable!

  • Escribe las cosas malas que te pasaron en el año y quema el papel. Arroja las cenizas, o un puñadito de ellas, en tu jardín o en una maceta. Así expresas tu deseo de que de lo malo brote positividad.
Foto Referencial
  • Si tu año fue muy negativo, también puedes quemar un calendario de dicho año, pero si fue bueno, consérvalo en un libro con una imagen positiva (una carta del Tarot o una imagen religiosa de tu devoción, por ejemplo) como agradecimiento.
  • La noche de fin de año de cada vaso o copa que se beba o por lo menos del primero después de las uvas, derrama un poquito. Esto es una “libación” u ofrenda a la divinidad, pidiendo suerte o prosperidad.
  • Si te inclinas por las velas de colores y su significado, es buena idea que tengan forma de estrella, representan un símbolo de esperanza.
  • Esa noche también es bueno escribir nuestros deseos con tinta roja o en papel rojo, y colocarlos en una ventana, sobre todo bajo la luz de la luna si está visible.
  • Empieza el Año Nuevo con una pastilla de jabón y no dejes que nadie más la use, expresa el deseo de empezar el año desde cero de una forma “limpia”.
  • Estrena algo el primer día del año, especialmente alguna prenda de ropa, también te cargará de optimismo.
www.aire-soloparamujeres.com
Foto Referencial
  • Aplasta una hoja seca entre tus manos justo antes o después de las 12 uvas, pensando en lo que se quiere dejar atrás del año pasado, ayuda a visualizar como queremos proyectarnos para el Año Nuevo.
  • En un bol mezcla leche y miel (símbolos de la prosperidad de la tierra prometida, en la Biblia) debería estar en la cocina el primer día del año. Simboliza que nunca faltará lo esencial para vivir.
  • Una forma muy antigua de desear suerte y prosperidad a alguien y a los suyos, es regalar nueces o monedas, símbolos de riqueza, a los niños que haya en su familia o en su casa el día de fin de año o de Año Nuevo.
  • Coloca bajo tu almohada una carta del Tarot que percibas como positiva, como el Sol o el Mundo (y si no tienes Tarot, busca una imagen de estas en Internet e imprímela) de manera que esté allí cuando te acuestes por primera vez en el año, te ayudará a incorporar las cualidades de esa carta, sobre todo si la dejas allí una semana y meditas sobre la imagen un ratito antes de dormir.
Foto Referencial

Y el ritual más fácil de todos, que si no traerá suerte, por lo menos te dará mucha felicidad y tu corazón agradecerá: ¡empezar el Año Nuevo sonriendo!

Lea también:Tendencias de belleza para 2020

Con información de www.aire-soloparamujeres.com

Comenta y se parte de nuestra comunidad