Foto Referencial

Para los futuros padres, el baby shower es una celebración para compartir con familiares y amigos más cercanos para festejar el nacimiento de un bebé, con juegos inspirados en la maternidad.

Esta fiesta se realiza justo al final del embarazo y aunque antes asistían solo mujeres que hacían regalos a la futura madre para el bebé (mientras tomaban un té o comían), hoy es para hombres y mujeres (porque el papá también participa).

A continuación te presentamos 15 propuestas por las que tu baby shower será el más recordado:

De qué es esta caquita?

Quizás pueda parecer un tanto asqueroso, pero es todo un clásico. Se trata de elegir seis sabores diferentes de chocolate, derretirlo uno a uno en el microondas y untarlos en seis pañales diferentes. Los invitados tienen que adivinar el sabor de cada uno. Pueden olfatear, chupar, oler. Ganará quien más acierte.

Foto Referencial

Lea también: Razones por las que tu perro hace sus necesidades en toda la casa

Dar de comer a papá

Para este juego será necesario hacerlo en parejas. Con los ojos tapados, la mamá tiene que dar de comer a papá, sin que se manche. Será más complicado y divertido, si hay música y un tiempo máximo para hacerlo. Gana la pareja que antes termine de comer. 

Twister para “embarazados”

Se jugará de manera convencional pero con una dificultad extra: los participantes tienen que simular a la futura mamá, colocándose una almohada o un globo en la barriga. El que consiga mantenerse en pie, gana.

Adivina qué comes

Otro clásico. Hay que preparar varios tipos de purés y meterlos en distintos biberones numerados. Por parejas, ‘la mamá’ (mujer) deberá ir dándoles a probar a sus ‘bebés’ (hombres) que no pueden tocar ni ver. Gana quien logre adivinar más alimentos tras comprobar qué ingredientes incluye cada número en un listado escrito previamente.

Carrera de biberones

Llena los biberones con refresco, agua, zumo o lo que se te ocurra y entrégale uno a cada jugador. Ellos tendrán que tomar el biberón y ganará el que lo acabe más rápido. Mejor aún si tienen los brazos a la espalda y no pueden sujetar el biberón.

Foto Referencial

Carreras de embarazadas

Los invitados deben colocarse un globo bajo la camiseta para simular un embarazo y caminar con una pelotita de ping pong entre las rodillas hasta insertarla dentro de un bote. Si se hace al estilo carreras, el juego aún será más divertido.

Cambio de pañales

Para este juego deberás conseguir muñecos de bebé, por lo que te será por razones obvias más fácil que en la vida real, porque no se mueven ni lloran y, además, los pañales están limpios. Así que para incluir algo de emoción a la prueba, los participantes deberán hacerlo con los ojos vendados.

La pesca de sorbos

Los jugadores deben poner un palillo en la boca (sirven los palillos chinos) y sin utilizar las manos deben intentar coger de una mesa el mayor número de sorbos (chupetes) posible. El ganador será quien pesque el mayor número en el tiempo asignado.

El primer retrato del bebé

Solo necesitas tarjetas y rotuladores. Cada invitado sujeta una tarjeta en su frente y sin mirar dibuja cómo cree que será el bebé. Los papás elegirán los mejores (y también los peores) dibujos.

Foto Referencial

¿Cuánto mide la barriga de la mamá?

Hazte con unas madejas de lana (hilo envuelto) y pide a los invitados que corten un trozo con la longitud que crean que corresponde a la circunferencia del vientre de la futura mamá. ¡Gana el que más se acerque!

Bingo de regalos

A los invitados se les da una pizarra (o papel) de bingo en blanco, y se les pide que rellenen las casillas con los artículos que creen que recibirá la futura mamá. Cuando la embarazada empieza a abrir los regalos y ellos adivinan alguno, lo marcan. Quien consiga tachar cinco casillas seguidas, es el ganador.

Baby sitter

Hay que escribir las letras que componen la palabra ‘b-a-b-y’ dos veces y meter cada papel en un globo. Luego los sueltas y los haces volar para mezclarlos. Los jugadores tienen que ir cogiendo los globos y sentándose sobre ellos para explotarlos hasta encontrar las cuatro letras necesarias para formar la palabra.

Mensaje en el pañal

Pide a tus invitados que escriban algún mensaje para los papás en un paquete de pañales. Prohibido leerlos hasta que no toque ponérselo al bebé. Hay que darles libertad para que pongan lo que quieran (divertido o tierno).

Prohibido nombrar al bebé

Se deberá evitar la palabra que lo describa al futuro recién nacido: bebé. Pon en un cubo pinzas de la ropa y cada invitado tiene que tomar cinco pinzas al entrar al baby shower. Cada vez que escuche a otro nombrar la palabra ‘bebé’, coge una pinza. Gana el que más tenga al final.

Foto Referencial

Pañal fashion

Dale a los jugadores una caja de pañales de recién nacido y desafíales a que se coloquen en su cuerpo tantos pañales como sea posible dentro del tiempo que establezcas. El diseño es libre y abarca todo el cuerpo. El ganador será quien logre vestirse con más pañales.

¿No sabes atarte los zapatos?

Algo tan sencillo, se complica mucho cuando hay una enorme barriga por medio. Se trata de que los hombres entiendan mejor las dificultades por las que pasa una futura mamá. Deben colocarse un globo bajo la camiseta y procurar atarse los cordones de sus deportivas sin estallar el globo.

Estas son algunas las propuestas con las que las risas están aseguradas y no olvides de grabar los juegos para que luego puedas reírte viéndolo después del baby shower y subirlos a tus redes sociales. 

Lea también: ¿Cómo afectan las nuevas tecnologías en la infancia?

Con información de www.bebesymas.com

Comenta y se parte de nuestra comunidad