En bueno entender primero que todo que la sexualidad del pequeño amigo del hombre es muy distinta a la de los seres humanos. Siempre se puedes escuchar muchas hipótesis acerca de la sexualidad canina, como, por ejemplo: “Si una perra no tiene cachorros puede tener cáncer” esta afirmación es errónea.

Para los perros su sexualidad es simple, y su concepto clave es: reproducirse. Qué estos animales disfruten de su acto sexual es totalmente instintivo que viene de la mano con el estímulo que da y recibe. Por otro lado, cuando un animal busca una pareja para montar es únicamente para reproducirse, no la busca por placer.

También existen muchos mitos y realidades que muchos afirman, sin embargo, hay quienes afirman que por medio de la castración y esterilización si se puede prevenir muchos males, como el cáncer de mama en las hembras o conductas agresivas en los perros.

Lea también: ¿Cómo hidratar correctamente a un perro?

Imagen referencial

Sexualidad canina en las hembras

Las hembras logran su madurez sexual entre los 6 y 10 meses de edad, que es cuando ocurre su primer celo, lo que es algo normal, en algunos casos puede ocurrir después de un año y medio.

Este celo se separa en varias etapas:

  • Proestro, es cuando la perra no está preparada para ser montada, pero ya empieza a sangrar y a esparcir en el ambiente sus feromonas.
  • Estro, después de 7 a 10 días de su sangrado es cuando comienza la siguiente fase, que dura unos 9 días y es el momento en el que la perra está alerta para aparearse.
  • Metaestro, cuando la perra ha quedado embarazada comienza la fase de metaestro, en la que se incluye la fecundación, la gestación y la producción de leche.
  • Anestro, esta es la última fase de reproducción que comienza con el parto y termina con el próximo sangrado.

Lea también: Mordeduras caninas en pediatría

Con información de: https://misanimales.com/

Comenta y se parte de nuestra comunidad