Foto Referencial

«Hay que tener mucho cuidado con los pacientes renales en diálisis o trasplantados, por ser de alto riesgo afectados por el COVID-19,  debido a que su estado inmunosupresivo es muy bajo, teniendo otras enfermedades de base como la diabetes que los llevaron a esa insuficiencia renal, además de hipertensión y otras patologías propias del riñón», así lo asegura el doctor Luis Hernández, médico internista y nefrólogo.

El especialista en trasplante renal, quien recomienda a los pacientes con diálisis tener su transporte particular para salir de casa a cumplir con el tratamiento y no hacerlo en uno de uso público. 

«Cuando el paciente en diálisis vaya a terapia debe ir acompañado solamente con otra persona y con suficiente separación en los asientos», dice el doctor Luis Hernández.

Foto Referencial

Lea también: Protege tu salud mental en cuarentena

Diálisis 3 veces a la semana 

El nefrólogo, considera que la falla del suministro de combustible en Venezuela ha dificultado la movilidad de estos pacientes con insuficiencia renal y trasplantados, quienes «no han podido dializarse y  no se les ha dado importancia. Tres veces a la semana tiene que ir a la unidad de diálisis para tener una vida medianamente normal». 

También sugiere el médico nefrólogo, a los pacientes con insuficiencia renal y trasplantados, evitar contacto con otros pacientes y áreas comunes en las unidades de diálisis. 

Si no es urgente, evitar ir a hospitales 

Al tiempo que pide, a los pacientes con trasplante renal abstenerse de acudir a los centros hospitalarios a buscar sus medicinas, debido que sus defensas son muy bajas por la toma de medicamentos que evitan el rechazo del trasplante

Foto Referencial

Considera el doctor Luis Hernández que la autoevaluación es indispensable para los pacientes con insuficiencia renal y trasplantados, ante la presencia de dolor en la garganta, fiebre o disnea, deben llamar a su unidad de diálisis y participar los síntomas, para que se les practique el triage. 

Afectados por el COVID-19 pueden presentar insuficiencia renal 

En cuanto a los pacientes sin antecedentes por enfermedades renales, afectados por el COVID-19, presentarán en la última etapa de la enfermedad del coronavirus, hiperinflamación, es decir, cuando la persona entra en terapia intensiva, viéndose perjudicado su riñón y llegando a producirse una infección generalizada o sepsis.

«Pacientes se verán graves en terapia intensiva, por afectación directamente del riñón, que origina el mismo virus (COVID-19) sobre las células. Los pacientes necesitarán terapia de sustitución renal, es decir: diálisis«, explica el médico nefrólogo. 

Foto Referencial

Finalmente, el doctor Luis Hernández, sugiere al Estado venezolano, coordinar a través del Instituto Venezolano de los Seguros Sociales (IVSS), un censo de la población con insuficiencia renal y trasplantados para darles un salvoconducto, priorizándoles acceso al suministro de gasolina para que puedan dializarse rápidamente y sin contratiempos. 

El doctor Luis Hernández, médico internista y nefrólogo, coloca a disposición sus cuentas @drluishernandez.06 en Instagram y @luisher65 en Twitter para ampliar detalles de este y otros temas de interés. 

Lea también: Personas con un trastorno autista requieren máxima atención ante el coronavirus

Comenta y se parte de nuestra comunidad