Foto Referencial

Explorando lo desconocido…

¿Guerra avisada no mata soldado?

Este dicho de la sabiduría popular no es realmente una pregunta, pero lo planteo así porque en definitiva si, si mueren soldados aun en guerras avisadas.

En las calles de Venezuela, ya se hablaba que en el país se extendería al menos un mes mas las cuarentena por COVID – 19, pues excelente capacidad de predicción la del pueblo venezolano, toca predecir otras cosas y, ya saben a qué me refiero.

Pues sí, la mayoría acertó la continuidad de la cuarentena, del encierro, del aislamiento social, de la maravilla de reinventarse, de lo bueno de estar en familia, de un mes mas para releer la tesis y una larga lista de quehaceres que nos generan bienestar o malestar. Por supuesto, junto a la predicción  también programaron la actitud con la cual asumirían el decreto y así, el programa comenzó a correr.

Yo me pregunto si a estas alturas ustedes han comprendido el poder que tenemos con solo pensar conscientemente, si han entendido aquello de: “pienso, luego existo”.

Hoy más que nunca, en el encierro tenemos la maravillosa posibilidad de poner en práctica ese poder del que estamos todos dotados, si, todos tenemos ese don, capacidad o habilidad.

Foto Referencial

Lea también: Los juegos de la mente: versión COVID – 19 (IV)

Explorando lo desconocido: tú

Hemos aprendido a buscar y disfrutar la estabilidad, la seguridad y, en el peor de los casos, un equilibrio dinámico, ese en el cual los cambios generan alteraciones que pueden ser controladas con facilidad y es que, como adultos la seguridad y el control son características que se supone nos definen como tales.

Pero con la cuarentena, hemos perdido la capacidad de control de muchas cosas, el mundo estable que conocíamos nos fue cambiado con criterio de obligatoriedad, la incertidumbre es el tiempo en que se conjuga el futuro.

Foto Referencial

Tal vez ya esta muy repetido, pero parece ser una de las pocas certezas de la cuarentena: es un momento para el encuentro contigo mismo. Sin duda es tiempo para encontrar, desarrollar y darle fuerza a la seguridad en ti mismo, cuando la tienes nada te frena y, las pausas serán necesarias para recargarte y ajustar los siguientes pasos. Basta solo mirar cuantos emprendimientos aparentemente obvios como el bicidelivery u otros como la virtualización del arte, han surgido, pero posiblemente no se te ocurrieron, lo pensaste y lo cuestionaste al punto de no hacerlo o te lo plantearon y te negaste.

Construye el futuro que quieres con el presente que tienes

De esta manera parafraseo una frase de un colega coach que dice: “Vamos a construir la Venezuela que queremos con la Venezuela que tenemos”, y cada uno de nosotros es Venezuela.

  • ¿Te preocupan tus ingresos? Que tal si haces un inventario de tus capacidades, habilidades y destrezas, estoy seguro de que alguna de ellas puede monetizarse.
  • ¿Te preocupa como te relacionas con tu familia? Que tal si recuerdas y repites aquello que sabes les causaba bienestar placer a todos.

La salida de nuestros atascos esta casi siempre detrás de una pregunta que no te has hecho o no te has respondido.

ser feliz
Foto Referencial

Recuerda mi frase: “Cambia tu vida o acepta la que vives”, sea cual sea tu elección lo importante es que sea consciente y ecológica, es decir, que te haga bien a ti y a tu entorno y en caso contrario que solo te dañe a ti, al final es tu vida y tienes derecho a vivirla como quieras, pero insisto, sin dañar a otros.

Creatividad O NADA

Estoy seguro al punto de apostar a ganador que te has preguntado qué puedes hacer, esto es un grito a tu creatividad, sigue preguntándote eso, pregúntales a otros, imita a otros si eso que otro hace es algo que te gusta, pero sigue hacia adelante dándote el permiso de hacer cosas diferentes incluso aquellas que nunca pensaste hacer. De nada te sirve quejarte por un decreto que no está bajo tu control, quedarte ahí deja en evidencia tu rigidez mental y por sobre todo tu falta de proactividad al culpar a otros de tu destino.

Si bien el decreto le pone marcos al juego, depende de ti como jugarlo. Si fluye eso nuevo que estás haciendo, estas en el camino correcto, si es así, no te detengas. Recuerda que lo rígido siempre termina quebrado a veces por una suave brisa.

Posiblemente una de las cosas que desconoces o se durmió por falta de uso, es tu capacidad creadora, esa que te saca del atasco, esa que inventa formas nuevas ante nuevos retos. Entonces, es tiempo de conocerla o despertarla del letargo a donde la habías enviado con tus ideas de seguridad, estabilidad, tranquilidad, una vida sin riesgos y sin cambios.

creatividad
Foto Referencial

No estoy cuestionando la seguridad, pero recuerda que a ella la encontraste creando y haciendo nuevas cosas, es tiempo de volver a ensayar para encontrar un nuevo modelo de seguridad hasta que ese se agote como parece estar agotado el actual.

Come algo nuevo, prueba otros ingredientes, cambia el look, lee textos que no pensabas leer antes, ve televisión en otros idiomas sin subtítulos, has cosas que no has hecho y has querido hacer. ¿Qué es lo peor que puede pasar? – que te encuentres a ti mismo en una manera de pensar/sentir/actuar/lograr diferente que te guste y se quede en ti como algo nuevo y bueno. Acepta el reto o morirás sin saber que habría pasado si lo hacías.

Si te has encontrado a ti mismo como un ser desconocido y sientes miedo, pues, que bueno, felicitaciones, es tiempo para conocerte y re – conocerte. Estoy seguro de que ahí, al conocerte vencerás el miedo, saldrás del estancamiento y si llueve inventarás tal vez un nuevo paraguas.

Lea también: Los juegos de la mente: versión COVID – 19 (V)

Comenta y se parte de nuestra comunidad