tartar de atún
Foto Referencial

El tartar es un plato a base de carne o pescado crudo, picado fino, con un cítrico (lima o limón) y que se condimenta o aromatiza con especias y salsas.

Este suculento platillo reúne todos los requisitos para considerarse una comida apropiada para una ocasión especial por su vistosa presentación y  potente sabor.

Lo mejor de todo, es que se prepara en corto tiempo aunque no lo parezca y con pocos ingredientes. Este platillo suele acompañarse con tostadas o en cucharitas, a modo de canapé, con lo que el impacto visual y estético está totalmente asegurado.

Por lo que si vas a hacerlo de atún rojo, tiene que ser fresco y de buena calidad para que el plato luzca como lo merece.

Recuerda que el atún, debe estar fresco, por lo que es conveniente congelarlo en casa entre 24 y 48 horas para evitar el famoso y temido anisakis (trastorno digestivo y reacción alérgica que puede producir el consumo de pescado o cefalópodos como calamar, pulpo, sepia etc… afectados por un parásito conocido como anisakis que vive en el mar. Este parásito pasa a nuestro sistema digestivo siempre y cuando se haya consumido el pescado crudo o su preparación no haya sido suficiente para eliminarlo).

Lea también: Cómo alimentarse saludablemente en tiempos de pandemia

A continuación te dejamos una práctica receta para que prepares un tartar de atùn con calabacín:

INGREDIENTES:

  • 120 gramos de atún
  • 3 gramos de hierbabuena
  • 20 gramos de calabacín
  • 1 gramo de pimienta rosada
  • 15 mililitros de aceite de oliva
  • 30 mililitros de zumo de limón
  • 1 pizca de sal

El calabacín se prepara crudo, al igual que el pescado, todo fresco, nada procesado.

Beneficios del calabacín

Ayuda a bajar el nivel de colesterol en nuestro sistema, dado a sus altos niveles de vitaminas A y C también contribuyen a la disminución del riesgo de la aterosclerosis.

El calabacín también fortalece nuestra vista, gracias a la luteína y la zeaxantina, puesto que sus  fitonutrientes tienen un impacto significativamente positivo en la vista. Garantizan que nuestros ojos están a salvo de los efectos peligrosos de los rayos solares y previenen la degeneración macular asociada a la edad.

Foto Referencial

Ayuda al corazón

Por su cantidad de potasio: 295 miligramos por taza, el calabacín disminuye los efectos nocivos de la sal en su cuerpo. Muchos estudios sugieren que aumentar la ingesta de potasio (y reducir la de sodio) puede disminuir el riesgo de accidente cerebrovascular y las probabilidades de desarrollar enfermedad cardíaca. 

Como el calabacín también tiene altos niveles de vitamina C antioxidante, coopera para que el revestimiento de los glóbulos funcionen mejor, reduciendo la presión arterial y protegiendo contra las arterias obstruidas.

Lea también: Importancia y beneficios de los siete grupos de alimentos (+ video)

Con información de: www.recetasdeescandalo y www.muyinteresnate.es

Comenta y se parte de nuestra comunidad